El freno de las actividades, debido a la inmovilización social obligatoria, calzó con el vencimiento de las presentaciones de las declaraciones juradas del Impuesto a la Renta (IR) del 2019. Por ello, una de las primeras normas publicadas fue la extensión del plazo de declaración hasta fines de julio. (Foto: Difusión)
El freno de las actividades, debido a la inmovilización social obligatoria, calzó con el vencimiento de las presentaciones de las declaraciones juradas del Impuesto a la Renta (IR) del 2019. Por ello, una de las primeras normas publicadas fue la extensión del plazo de declaración hasta fines de julio. (Foto: Difusión)