Marienella Ortiz

El último reporte del Banco Mundial del 2016 no trajo buenas noticias para el . El indicador revela que caímos cinco puntos en el ránking de facilidades para hacer negocios al ocupar el puesto 50, debajo de México (38) y Chile (48).


Del total de los 10 indicadores que se utilizan para la medición, el Perú retrocedió en seis, avanzó en uno y se estancó en tres. Los mayores retrocesos se dieron en obtención de electricidad, apertura de una empresa y protección a los inversionistas.

Sigue a Portafolio también en 

Al respecto, Angélica Matsuda, directora ejecutiva del Consejo Nacional de Competitividad, comentó que el Doing Business solo consideró 2 de 10 reformas que presentó el Perú para la elaboración del ránking, debido a problemas en su metodología. Por ello, sostuvo que los resultados no reflejan un gran número de avances del Perú.

Por ejemplo, indicó que el promedio de días para obtener una licencia municipal es de 6 días, pero el reporte toma 15 días debido a que ese es el máximo plazo establecido por ley. “El país está apuntando a las pequeñas empresas, pero el ránking mide más los grandes procesos de inversión. Toma en cuenta solo Lima, y a veces un solo municipio”, sostuvo.

RECONOCIMIENTO
Las dos reformas consideradas por el Banco Mundial en el reporte están referidas a acceso al crédito y pago de impuestos. La primera es la nueva ley que reconoce la protección de data personal en el sistema de información de créditos; y la segunda se refiere a la creación del sistema de prerregistro en línea para el pago de impuestos.
Matsuda dijo que los inversionistas no toman en cuenta el reporte de un solo año, sino que evalúan la tendencia.

Facilidades para hacer negocios en el Perú (Archivo: El Comercio)

En esa línea, aunque en los últimos años la senda del país en el Doing Business ha sido descendente, la funcionaria confía en que con las reformas emprendidas se vuelva a ganar posiciones en el ránking.

TAGS RELACIONADOS