Una mujer realiza una prueba de coronavirus COVID-19 aun niño en un sitio móvil de pruebas en Staten Island, Nueva York, Estados Unidos. (EFE/EPA/Justin Lane/Archivo).
Una mujer realiza una prueba de coronavirus COVID-19 aun niño en un sitio móvil de pruebas en Staten Island, Nueva York, Estados Unidos. (EFE/EPA/Justin Lane/Archivo).
Agencia EFE

Agencia de noticias

Las vacunas contra el aprobadas en solo están autorizadas para su uso en mayores de 12 años, algo que preocupa a muchos padres, especialmente en las ciudades y territorios cuyos líderes se resisten a ordenar el uso obligatorio de mascarillas en las escuelas.

Siete estados del país han prohibido de hecho que se impongan mandatos de mascarillas en las escuelas, una medida que ha generado una fuerte resistencia en el caso de dos de los territorios con más contagios: Florida y Texas.

MIRA: Más de 200 niños son hospitalizados por coronavirus cada día en EE.UU., país golpeado por la variante Delta

Dos de los principales distritos escolares de Texas, los de Dallas y Austin, anunciaron este martes mandatos de mascarilla para todos sus estudiantes, personal y visitantes, en un desafío directo a la orden del gobernador republicano del estado, Greg Abbott.

Además, las autoridades de San Antonio y del condado de Bexar presentaron este martes una demanda para frenar el veto a los mandatos de mascarillas de Abbott, con el objetivo de poder exigir el uso de cubrebocas en las escuelas.

En Florida, el estado con mayor tasa de infecciones del país, el gobernador Ron DeSantis amenazó este lunes con suspender los salarios de los superintendentes escolares que desafíen la orden ejecutiva sobre las mascarillas, como han hecho ya los condados de Alachua, Duval y Broward.

La portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki, insinuó al respecto que el Gobierno del presidente Joe Biden podría recurrir a los fondos del plan de rescate por la pandemia que, según aseguró, Florida no ha distribuido todavía, para pagar a esos superintendentes que ordenen el uso de mascarillas.

“(Esos fondos) están bajo discreción federal, solo hay que distribuirlos a las escuelas. Estamos examinando qué es posible” hacer para ayudar a quienes desafíen a DeSantis, dijo Psaki este martes durante su rueda de prensa diaria.

No obstante, Biden aseguró después que no cree que tenga la autoridad legal para intervenir en estados como Texas o Florida y sortear sus prohibiciones a los mandatos de mascarillas, aunque lo está “estudiando”.

EL ANTIMASCARILLAS

En julio pasado, DeSantis firmó el decreto con entrada en vigor de manera inmediata dirigido a parar cualquier “rebelión” en los distritos escolares contra las leyes del estado, las cuales nunca han obligado al uso obligatorio de mascarillas durante la pandemia.

“La financiación de la educación está destinada a beneficiar a los estudiantes ante todo, no a los sistemas. Las prioridades del gobernador son proteger los derechos de los padres y garantizar que todos los estudiantes tengan acceso a una educación de alta calidad que satisfaga sus necesidades únicas”, señaló la oficina de DeSantis en un comunicado enviado el lunes a CBS4.

ESCUELAS PÚBLICAS CONTRARIAS A LA ORDEN DEL GOBERNADOR DE FLORIDA

De esta manera, la confrontación está servida. Este mismo lunes el superintendente de las escuelas públicas del condado de Leon (centro de Florida), Rocky Hanna, anunció que los estudiantes de primaria y secundaria deberán usar máscaras cuando comience el próximo curso escolar, a finales de este mes de agosto.

En una conferencia de prensa, Hanna explicó que tomó la decisión después de hablar con muchos miembros de la comunidad y con médicos del hospital Tallahassee Memorial HealthCare, según el canal local WCTV.

“(...) Dios no quiera que perdiéramos un niño por este virus, no puedo simplemente culpar al gobernador”, afirmó el superintendente.

“Estas máscaras no solo protegen a la persona que la lleva, también protege a la persona que está a su lado, delante y detrás de ella”, dijo Hanna en referencia a los niños en las clases.

Por su parte, el superintendente de las escuelas públicas del condado de Miami-Dade, Alberto Carvalho, dijo en una entrevista con el mismo canal de noticias que “es triste que actualmente en Estados Unidos veamos esta narrativa retórica profundamente influenciada por la política en lugar de la medicina”.

Miami-Dade alberga al cuarto distrito escolar más grande de Estados Unidos, y se espera que los funcionarios de la junta escolar de este condado tomen una decisión el próximo 16 de agosto sobre el uso de máscaras en las aulas.

De acuerdo con la Academia Estadounidense de Pediatría (AAP), entre el 29 de julio y el 5 de agosto se reportaron 93.824 casos pediátricos de covid-19, en momentos en que los menores representan el 15 % de los casos reportados semanalmente en los EE.UU.

“Quitarles fondos a las escuelas y a los administradores por rehusar poner en peligro a los niños es una peligrosa táctica de dictador tercermundista. Esto debería alarmar a todos en el país, no solo en Florida”, respondió hoy a DeSantis, sin nombrarlo, la comisionada de Agricultura de Florida, Nikki Fried, que se perfila como candidata demócrata a gobernadora.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

___________________________________

VIDEO RECOMENDADO

¿Qué es y cómo se transmite el Coronavirus que surgió en China?
¿Qué es y cómo se transmite el Coronavirus que surgió en China? null

TE PUEDE INTERESAR