El penal bien ejecutado por Víctor 'Pitín' Zegarra permitió el primer triunfo peruano en las Eliminatorias para Inglaterra 66 ante Venezuela. (Foto: GEC).
El penal bien ejecutado por Víctor 'Pitín' Zegarra permitió el primer triunfo peruano en las Eliminatorias para Inglaterra 66 ante Venezuela. (Foto: GEC).

Más allá de algunos buenos momentos, como sucede en la actualidad, a la selección peruana le ha costado conseguir triunfos a lo largo de su historia. Ver ganar a la Bicolor hasta nos mejoraba el ánimo pues no era tan usual. Lo vivimos, por ejemplo, en la primera década del 2000, cuando hasta bromeábamos esperando por una victoria de nuestro combinado patrio.

MIRA: El jugador polifuncional que tardó diez años en encontrar su puesto

Perú dijo presente en el Mundial de 1930, gracias a una invitación de la FIFA, pero no fue hasta 1957 que debutó en Eliminatorias. No le ganó en dos partidos a Brasil, repitiendo el mal trago con Colombia cuatro años después. En 1965 inició una nueva aventura, esta vez contra Uruguay y Venezuela como rivales. En el debut, ante la ‘Vinotinto’, conseguimos nuestro primer triunfo en un proceso clasificatorio, aun así no fue bien recibido por los hinchas y la prensa.

Marcos Calderón fue la cabeza de ese proceso clasificatorio a Inglaterra 66. Tendría su revancha años después en las Eliminatorias para Argentina 78. (Foto: GEC).
Marcos Calderón fue la cabeza de ese proceso clasificatorio a Inglaterra 66. Tendría su revancha años después en las Eliminatorias para Argentina 78. (Foto: GEC).

CON CALDERÓN EN EL BANCO

Más allá del fracaso que significó quedar fuera de Chile 1962 a manos de Colombia, Marcos Calderón regresó a la selección peruana para el proceso rumbo a Inglaterra 1966. Su buena campaña en al ‘U’ fue clave para su retorno, convirtiéndose, casi de casualidad, en el único entrenador hasta hoy en dirigir a Perú en dos Eliminatorias seguidas (NdR: La pandemia por el coronavirus postergó que Ricardo Gareca iguale su marca).

Luego de tres derrotas en igual número de amistosos, con el debut de Héctor Chumpitaz con la Bicolor como único suceso por destacar, el ‘Oso’ armó su lista oficial de convocados en una picantería, lugar que sería sede de un escándalo semanas después, en la avenida José Gálvez en La Perla.

MIRA: Claudio Pizarro: frases y estadísticas de un ‘Bombardero’ sin Mundial

Vistiendo el uniforme de la selección, comiendo parihuela y tomando chicha, Marcos Calderón eligió solo a futbolistas del torneo local. Por más que Juan Seminario, el ‘Conejo’ Víctor Benítez, Miguel Loayza y un largo número de jugadores triunfaban en el exterior, en esa época jugar en el extranjero era prácticamente despedirse de la selección.

En esta nómina destacaban Chumpitaz, ‘Perico’ León, José Fernández, Luis Cruzado, Luis Rubiños y Eloy Campos, todos ellos mundialistas cuatro años después. Los acompañaban ‘Pitín’ Zegarra, Ángel Uribe, Nemesio Mosquera, entre otras figuras de la época. Sin querer, otra vez, Calderón armó la base de México 1970 (tres años antes hizo debutar en la selección mayor a varios de ese plantel).

En las Eliminatorias para Inglaterra 66 la selección buscaba su primera clasificación mundialista tras el fracaso de cuatro años atrás, cuando no asistió a Chile 62. (Foto: GEC).
En las Eliminatorias para Inglaterra 66 la selección buscaba su primera clasificación mundialista tras el fracaso de cuatro años atrás, cuando no asistió a Chile 62. (Foto: GEC).

UN TRIUNFO, POR FIN

Luis Rubiños; Eloy Campos, José Fernández, Rodolfo Guzmán; Manuel Grimaldo, Héctor Chumpitaz; Víctor Calatayud, ‘Pitín’ Zegarra, ‘Perico’ León, Luis Zavala y Nemesio Mosquera fueron los once elegidos por Marcos para el choque ante Venezuela. Este partido marcaba el debut, entre otros, de ‘Chumpi’ en Eliminatorias. Su paso fue el más exitoso de cualquier futbolista peruano, pero eso vendría después.

MIRA: Bundesliga, el fútbol que vino del frío

El Estadio Nacional estaba lleno. Era apenas el quinto encuentro de Perú en una Eliminatoria, el tercero como local. En los anteriores había empatado 1-1 ante Brasil (1957) y Colombia (1961). La desconocida Venezuela se perfilaba como el rival ideal para nuestro primer triunfo, aquella tarde del domingo 16 de mayo de 1965. Todo era optimismo, nada podía salir mal aquella vez.

Si bien la visita no atacaba, Perú tampoco hacía mucho para merecer el triunfo. Sin mucho apoyo entre la línea de cuatro delanteros, los de atrás debían colaborar en esa zona del campo. Con poca profundidad, parecía que ambos equipos no se harían daño en la cancha.

A los 35 minutos, el venezolano Zarzarejo le hace una falta a Mosquera dentro del área. Penal para los nuestros. ‘Pitín’ Zegarra, ídolo de Alianza Lima, se encargó de patear el balón y poner adelante a Perú. Al igual que ante Brasil y Colombia, la Bicolor empezaba ganando en casa, esta vez no podían fallar.

El abrazo de los peruanos tras el tanto de 'Pitín' Zegarra. (Foto: GEC).
El abrazo de los peruanos tras el tanto de 'Pitín' Zegarra. (Foto: GEC).

El segundo tiempo fue para el bostezo y olvido. Tanto así que tras el pitazo final del chileno Adolfo Reginato, quien arbitró de emergencia debido a que el ecuatoriano Guillermo García no pudo llegar a Lima, las pifias sonaron fuerte en todas las tribunas. Ninguno de los 43.990 espectadores estaba conforme con el juego, más allá del marcador.

MIRA: De delantero de la selección peruana y la Superliga argentina a ‘descender’ hasta la Copa Perú | FOTOS

Tanto fue el disgusto que, en un hecho irónico ya que Perú al fin había logrado su primer triunfo en Eliminatorias, los hinchas quemaron parte de la tribuna norte. Esto era algo casi usual en la época para mostrar disconformidad con lo que se veía en la cancha.

Días después, Perú goleó 6-3 a Venezuela de visita, así que el único cupo a Inglaterra 1966 lo definía con Uruguay, que también había vencido en el ida y vuelta a la ‘Vinotinto’. Primero, los orientales nos ganaron 1-0 en Lima, tras una mala salida de Rubiños, para luego dejarnos sin chances con un 2-1 en Montevideo. En medio de ello, ‘Pitín’ fue expulsado del equipo al ser encontrado en una picantería. Él siempre se defendió y nunca hubo una imagen donde se le viera tomando licor, pero fue asumido como el primer caso de indisciplina documentado en la historia de la selección. Las alegrías recién llegarían cuatro años después.

MÁS EN DT...