(Foto: Renzo Salazar / @photo.gec)
(Foto: Renzo Salazar / @photo.gec)
Fernando Vivas

A nuestro Jurado Nacional de Elecciones (JNE) le gusta organizar debates. Le da vida a su trabajo más bien burocrático y judicial. Sus homólogos de Uniore (Unión Interamericana de Organismos Electorales) también los organizan y comparten estrategias, métodos y trucos. Uno de estos últimos –podemos adivinarlo- es proponer varios encuentros para que los contendores, al menos, acepten algunos. En el 2016, PPK y Keiko Fujimori aceptaron tres, uno técnico y dos presidenciales. Esta vez, tras pujas y desaires, los personeros de Pedro Castillo transaron en dos, uno técnico y uno presidencial.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más