Imagen tomada con un microscopio electrónico de transmisión, muestra al SARS-CoV-2, el virus que causa COVID-19, emergiendo de la superficie de las células cultivadas en un laboratorio. Los picos en el borde exterior de las partículas del virus dan a los coronavirus su nombre, en forma de corona. (Foto: AFP/ Institutos Nacionales de Salud)
Imagen tomada con un microscopio electrónico de transmisión, muestra al SARS-CoV-2, el virus que causa COVID-19, emergiendo de la superficie de las células cultivadas en un laboratorio. Los picos en el borde exterior de las partículas del virus dan a los coronavirus su nombre, en forma de corona. (Foto: AFP/ Institutos Nacionales de Salud)
Redacción EC

El Comercio

buenas.practicas@comercio.com.pe

¿Es posible estar protegido contra el a pesar de un test serológico negativo o aún sin haber tenido jamás esta enfermedad? Una inmunidad aún poco conocida, basada en otros mecanismos que no sean los anticuerpos, podría tal vez frenar la epidemia, esperan los investigadores, aunque por ahora esto es solo una teoría.

“Sea cuales sean los mecanismos, es muy probable que haya mucha gente inmunizada sin que se la detecte en la serología”, es decir, por los test de anticuerpos, asegura a la AFP Yonathan Freund, profesor de medicina de urgencias en el hospital parisino de la Pitié-Salpêtrière.

Esta teoría reposa sobre dos pilares. Por un lado, la hipótesis de una inmunidad cruzada, es decir el hecho de estar protegido contra el nuevo coronavirus por haber estado infectado anteriormente por otros virus de la misma familia, que causan los resfríos comunes.

Por otro lado, el rol aún poco conocido de los linfocitos T, un tipo de glóbulos blancos responsables de la segunda parte de la respuesta inmune (la inmunidad celular), proviniendo la primera de los anticuerpos.

“El sistema inmunitario es complejo”, recuerda a la AFP el especialista en mineralogía alemán Andreas Thiel, coautor de un estudio publicado el 29 de julio en la revista médica Nature.

“Nuestro principal resultado es que al menos un tercio de los adultos que no habían estado jamás en contacto con el SARS-COV-2 (el virus responsable de la covid-19) tenían linfocitos T capaces de reaccionar a este virus. Estos provenían probablemente de infecciones anteriores de otros coronavirus, explica el investigador del hospital Caridad, en Berlín.

Los trabajos de un equipo de Singapur, publicados el 15 de julio por Nature, llegaron a la misma conclusión.

MIRA: COVID-19 | Cómo las mascarillas no solo evitan la propagación del coronavirus, sino que pueden reducir los síntomas

Protección

Lo mismo ocurre con otro estudio estadounidense publicado el martes en la revista Science: en ciertos individuos que no estuvieron expuestos al SARS-COV-2, hay linfocitos T que reaccionan al nuevo coronavirus, así como a otros cuatro, responsables de gripes comunes.

“Esto puede ayudar a explicar porqué algunas personas con COVID-19 tienen pocos síntomas, mientras que otras se enferman gravemente”, dijo en un comunicado una de sus autoras, Daniela Weiskopf, del instituto de inmunología La Jolla en California.

Según otro estudio de comienzos de julio del hospital sueco Karolinska, los enfermos de COVID-19 con pocos o ningún síntoma podrían desarrollar una inmunidad ligada a los linfocitos T, aún si sus tests de anticuerpos dan negativo.

Las vacunas que se están elaborando buscan activar los dos tipos de respuesta inmunitaria.

¿Subestimación?

“Los tests de serología no dicen toda la verdad, solo funcionan por un período determinado”, señala Andreas Thiel.

Los estudios demostraron que en los pacientes afectados por el COVID-19, el nivel de anticuerpos podría bajar rápidamente en unas semanas.

“Eso podría decir dos cosas: una, que sería catastrófica, es que la inmunidad contra el covid no dura. Pero no creo que sea así: sobre 18 millones de casos, no hay casos probados de reincidencia”, asegura el profesor Freund.

“La otra es que puede haber personas inmunizadas que no se detectan en serología”, agrega.

Consecuencia: la tasa de inmunidad de la población, basada en la detección de anticuerpos (o “seroprevalencia”) podría estar subestimada en todo el mundo.

“Los estudios de seroprevalencia dan cifras de hasta un 15% a 20% en las regiones más afectadas. Pero algunas regiones podrían haber alcanzado un umbral de inmunidad suficiente para que no haya más catástrofe”, avanza el profesor Freund.

“Entender el impacto de la presencia de los linfocitos T en la población sobre la infección SARS-COV-2 es de una importancia capital para la gestión de la pandemia”, indican los autores del estudio alemán.

Pero esto por ahora es solo una “hipótesis”, concluye el profesor Freund.

AFP

*El Comercio mantendrá con acceso libre todo su contenido esencial sobre el coronavirus

¿Cuáles son los síntomas del nuevo coronavirus?

Entre los síntomas más comunes del COVID-19 están: fiebre, cansancio y tos seca, aunque en algunos pacientes se ha detectado dolor corporal, congestión nasal, rinorrea, dolor de garganta y diarrea. Estos malestares pueden ser leves o presentarse de forma gradual; sin embargo, existen casos en los que la gente se infecta, pero no desarrolla ningún síntoma, precisó la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Además, la entidad dio a conocer que el 80 % de personas que adquieren la enfermedad se recupera sin llevar un tratamiento especial, 1 de cada 6 casos desarrolla una enfermedad grave y tiene dificultad para respirar, la gente mayor y quienes padecen afecciones médicas subyacentes (hipertensión arterial, problemas cardiacos o diabetes) tienen más probabilidades de desarrollar una enfermedad grave y que solo el 2 % de los que contrajeron el virus murieron.

¿Quiénes son las personas que corren más riesgo por el coronavirus?

Debido a que el COVID-19 es un nuevo coronavirus, de acuerdo con los reportes que se tienen a nivel mundial, las personas mayores y quienes padecen afecciones médicas preexistentes como hipertensión arterial, enfermedades cardiacas o diabetes son las que desarrollan casos graves de la enfermedad con más frecuencia que otras.

VIDEO RELACIONADO

Elmer Huerta: “Nuestras mascotas se pueden contagiar de nosotros”

TE PUEDE INTERESAR

Síguenos en Twitter: