Módulos Temas Día
Módulos Tomas de Canal

Más en Ciencias

El experimento de la NASA que hizo aparecer extrañas luces en el cielo de Noruega

Algunos residentes pensaron que las extrañas luces pertenecían a naves extraterrestres, pero su verdadera procedencia era otra muy distinta

Noruega

El cielo de Andøya, en Noruega, se iluminó con unas extrañas luces el pasado fin de semana. (Foto: Captura)

El pasado 5 de abril, algunos residentes del norte de Noruega pudieron apreciar unas misteriosas y coloridas luces en el firmamento. Y aunque parecían naves provenientes del espacio, en realidad, las chispas de colores fueron obra de un experimento que viene llevando a cabo la NASA en el Centro Espacial Andøya.

El espectáculo -como se aprecia en el video de abajo- realmente parece una escena sacada de un videojuego de alienígenas. Sin embargo, detrás de las singulares luces estuvieron dos cohetes de la agencia espacial estadounidense cargados con partículas creadas para investigar qué es lo que ocurre en la ionosfera.

[Científicos están más cerca de develar uno de los grandes misterios del Sol]

[Sagittarius A*| ¿Por qué no se fotografió el agujero negro del centro de la Vía Láctea?]

La ionosfera es el espacio situado entre los 80 y 500 kilómetros de altitud, lugar ocupado por muchos satélites y por la Estación Espacial Internacional (EEI), donde residen unos cuantos astronautas. Además, es en esta capa atmosférica donde se originan las auroras boreales, fenómeno que los investigadores también quieren comprender a fondo.

La misión Azure, como ha sido bautizado este proyecto, busca rastrear el flujo de partículas neutrales y cargadas de la atmósfera que aún son fuente de misterio para la ciencia.

Para ello, los cohetes lanzados realizaron mediciones de la densidad atmosférica y la temperatura y desplegaron trazadores visibles -que formaron las raras auroras multicolores- compuestos por trietrilaluminio (TMA) y una mezcla de bario y estroncio, que se ioniza cuando se expone a la luz solar, al igual que pasa de forma natural con las auroras.

“Cuanto más aprendemos sobre las auroras, más entendemos sobre los procesos fundamentales que impulsan el espacio cercano a la Tierra, una región que es cada vez más parte del dominio humano, hogar no solo de los astronautas sino también de las comunicaciones y las señales de GPS que nos pueden afectar a aquellos que estamos sobre el suelo de la Tierra de forma diaria”, explican desde la NASA.

DATO

La NASA realizará el experimento ocho veces más en los siguientes dos años, así que el espectáculo podrá ser contemplado nuevamente.

Síguenos en Twitter...

Leer comentarios ()

SubirIr aúltimas noticiasIr a Somos

Mantente siempre informado y disfruta de cientos de beneficios exclusivos del CLUB EL COMERCIO

¡SÉ PARTE DEL CLUB EL COMERCIO!

SUSCRÍBETE AQUÍ
Ir a portada