Módulos Temas Día

Más en Política

Alejandro Toledo: 500 días prófugo y la extradición que no llega

En medio de la fiebre mundialista, el ex presidente fue visto por última vez comprando en un supermercado de EE.UU. 

Alejandro Toledo

El ex presidente Alejandro Toledo tiene una orden de prisión preventiva en su contra pero permanece prófugo en Estados Unidos. (Foto referencial: Andina)

Andina

El 10 de junio fue la última vez que se supo de Alejandro Toledo. Desde sus redes sociales, sin precisar su ubicación aunque se sabe que en California, reapareció y escribió un extenso mensaje para “aclarar” las versiones sobre una foto que circulaba en Internet.

“¡Decir que ando feliz y campante es sumamente injusto!”, afirmó en su post. El prófugo ex presidente peruano fue visto hace algunas semanas comprando abarrotes y cervezas light en Redwood City, a minutos de su casa en Melo Park, San Francisco, donde ha pasado los últimos 17 meses.

Diecisiete meses es el mismo tiempo que tiene Toledo sin cumplir la orden de prisión preventiva en su contra por el pago de US$20 millones que Odebrecht asegura le hizo para ganar la licitación de la carretera Interoceánica. ¿Por qué Toledo sigue libre?

—Continúa la espera—
La respuesta a la anterior pregunta, precisamente, la esperamos desde Estados Unidos. El Departamento de Justicia del país norteamericano recibió el pasado 25 de mayo el cuadernillo de extradición.

Fuentes del Ministerio Público precisaron que aún no existe respuesta a la solicitud. Mientras tanto, la orden de captura internacional que emitió la Interpol contra Toledo no está activada en territorio estadounidense.

Este ha sido calificado de complejo por las autoridades peruanas. La primera etapa de evaluación al pedido es respecto a la forma; luego se verá el fondo. Para una respuesta todavía podrían pasar cinco meses más, precisaron.

—Segundo pedido—
Pero el ex presidente afrontaría próximamente un segundo pedido de extradición, según confirmaron otras fuentes fiscales.

El Caso Ecoteva sigue su curso por cuerdas separadas al Caso Odebrecht: la acusación fiscal será presentada y la solicitud para extraditarlo por este proceso por lavado de activos será enviada, indicaron.

Las mismas fuentes precisaron que el pedido para juzgar en el Perú a Toledo por Ecoteva tiene “mejores posibilidades” que el que está en trámite por los presuntos sobornos de la constructora brasileña. “Es un caso solo de lavado de activos y están [las pruebas de] las adquisiciones inmobiliarias”, explicaron.

Duberlí Rodríguez, presidente del Poder Judicial, ha cuestionado que Ecoteva y Odebrecht estén separados y ha asegurado más de una vez que dos pedidos de extradición harían pensar en EE.UU. que existe una doble persecución.

El juez Richard Concepción Carhuancho rechazó el pedido de acumulación. Pero en el pedido de extradición por Odebrecht, se usan pruebas de Ecoteva para cerrar el círculo de la ruta del dinero: desde la presunta coima hasta la casa de Las Casuarinas.

Respecto a Ecoteva, el ex procurador Luis Vargas Valdivia consideró que existe una demora de la fiscalía y que se debe agilizar la acusación para que se inicie el juicio oral.

“Existen suficientes elementos para sustentar una acusación y así evitar que Toledo señale que hay persecución política. [La demora] le da ciertos argumentos ”, agregó.

—Un recurso tras otro—
Heriberto Benítez, el abogado principal del ex presidente, está a la espera de que se resuelvan cuatro procesos constitucionales –uno muy cerca de llegar al Tribunal Constitucional– que buscan, en resumen, anular las prisiones preventivas contra su patrocinado.

Benítez indicó a este Diario que en las últimas horas ha conversado con Toledo, quien está “mortificado” porque todos sus recursos son desestimados por los distintos órganos judiciales. El ex mandatario –asegura– insiste en que no recibió soborno alguno.

“No tiene acceso a la justicia. Todo lo que presenta hasta hoy le rechazan de plano. Lo rechazan, lo rechazan, lo rechazan. Eso lo mortifica y le preocupa”, responde.

Sin embargo, sí ha habido una decisión judicial que podría beneficiar a Toledo: la invalidación de documentos del caso brasileño Castillo de Arena, que tendrían información sobre presuntos sobornos en el Perú de otra constructora, Camargo Correa.

–Otros casos–
​El ex presidente tiene una nueva investigación preliminar por el presunto delito de lavado de activos. El fiscal José Domingo Pérez inició la indagación por los aportes que Odebrecht habría entregado a la campaña electoral del 2011.

Otra investigación preliminar al ex mandatario está a cargo del fiscal Andrés Montoya por el presunto delito de corrupción y supuestos vínculos con Rodolfo Orellana. El abogado recluido en Challapalca no quiso responder las preguntas de la fiscalía para esclarecer este caso, que se inició en base a testimonios de aspirantes a colaboradores eficaces.

En Costa Rica, la fiscalía ha reabierto una investigación a Toledo por supuesto lavado de dinero en ese país relacionado a sobornos de la empresa Odebrecht.

Más en Política...

Tags Relacionados:

Alejandro Toledo

Leer comentarios ()

SubirIrMundial 2018Ir a Somos
Ir a portada