Evaluamos a Drago, mi dragón mágico
Evaluamos a Drago, mi dragón mágico

Fur Real Friend es una línea de juguetes  de Hasbro que tienen dos características principales: estar cubiertos por un pelaje extremadamente realista, y que ofrecen una experiencia interactiva. Dentro de los juguetes Fur Real, este año para la temporada navideña llega el nuevo Drago, mi dragón mágico. Es prácticamente un pequeño .

Si eres padre de familia y planeas regalar este juguete debes tener en cuenta ciertas cosas. Primero, que se trata de un juguete grande. Mide 36 cm x 38 cm x 21 cm y pesa 4 kilos. Esa es una de las razones por las que se recomienda para pequeños mayores de cuatro años.

Desde mi punto de vista, Drago tiene dos atractivos principales. El primero, es que arroja bolas de fuego. Bueno, no exactamente. Lo que echa es vapor a través de un conducto desde dentro de su hocico, en donde además hay una lámpara de color naranja. Esto genera el efecto de las “bolas de fuego”, que –lo repito una vez más- es solo vapor. Totalmente inofensivo. Para que esto suceda solo hay que presionar el dije que el dragón lleva en el pecho.

El segundo atractivo  es que Drago tiene sensores en el hocico. De esa manera, cuando se le toca la lengua o se simula darle de comer su malvavisco (que viene incluido en la caja), el dragón “comerá” y hasta eructará. Una cosa interesante es que el malvavisco cambiará de color si es que se acerca al vapor.

Para lograr que el muñeco produzca el vapor, viene incluido una especie de gema plástica que hace las veces de medidor de agua. Se llena hasta la marca indicada y luego se vierte el agua en el tanque, que está ubicado en la cabeza de Drago (hay un compartimiento especial con tapa de goma). Se recomienda utilizar agua destilada para mantener por más tiempo limpios los conductos internos. Ah, y para que funcione el muñeco se necesitan cuatro pilas C. Es un tamaño complicado, pero no difícil de encontrar.

Al mismo estilo de los ya conocidos Furby, Drago puede de manera sorprendente. Cuenta con más de 50 combinaciones de sonidos y movimientos, que por supuesto mantendrán entretenidos a los pequeños.

Como conclusión, puedo decir que Drago, mi dragón mágico de Hasbro es un interesante juguete. Su mecanismo y movimientos permitirán que los más pequeños lleven un paso más allá su imaginación a la hora de jugar con él. Tiene un precio elevado, pero queda claro que no se trata de un juguete tradicional.

Precio: depende del establecimiento.

De venta en: Tiendas por departamento y tiendas especializadas.

TAGS RELACIONADOS