Redacción EC

Médicos del Servicio de Odontología del Irigoyen operaron a cerca de 30 pacientes con diversas malformaciones máxilo mandibulares, que se veían impedidos de masticar y morder bien sus alimentos.

Las personas que sufren este tipo de anomalías presentan usualmente una personalidad introvertida, lo cual afecta directamente en su autoestima. La cirugía ortognática se considera como una eficaz forma de brindarles una mejor calidad de vida, así lo consideró Saúl Peñaloza Maquera, odontólogo especialista en cirugía buco máximo facial.

La complejidad del procedimiento médico involucra a a médicos del Servicio de  Medicina Interna, Anestesiología, Otorrinolaringología y Odontológicas (Ortodoncia, Radiología Máxilofacial, Rehabilitación. 

José Luis Cornejo Salazar, Jefe del Servicio de Odontología, dijo que la práctica de este tipo de cirugía permite que los odontólogos del Almenara, viajar continuamente al hospital de EsSalud de Chiclayo para realizar las cirugías maxilofaciales a pacientes que lo requieren y pertenecen a la RED.

HABLAN LOS BENEFICIADOS
La adolescente de iniciales F.P.B fue operado el 24 de abril pasado por padecer de Hipoplasia maxilar con protusión mandibular (patrón de crecimiento hiperdivergente de síndrome de cara larga).

Tras la operación - según afirma su madre Zoila Bengolea - su vida cambió para bien. “Ahora, mi hija se ha recuperado, está contenta, va al colegio, mastica bien sus alimentos, habla mejor, no tiene problemas para comunicarse y agradeció a las autoridades de la seguridad social y a los médicos del Almenara por devolverle la sonrisa a mi hija", indicó.

A su turno, el ciudadano JJCQ (34) fue intervenido hace poco más de dos semanas por tener alterada su fisionomía facial debido a una caída del segundo al primer piso sufrida cuando tenía nueve años.

Esta situación generó en diversas situaciones de bullying contra el paciente. No obstante, tras la operación JJCQ se encuentra muy recuperado.