(Foto: Reuters)
(Foto: Reuters)
Karem Barboza Quiroz

Los documentos mostrados días atrás por el diario “El País” de España, respecto a los pagos realizados por a ex funcionarios y abogados peruanos –a través de la Banca Privada d’ Andorra (BPA)–, han dejado más preguntas que respuestas. Una interrogante es la vinculación de la empresa Alpha Consult y del abogado y árbitro Horacio Cánepa con la constructora brasileña.

Según el informe de Juan Pari, quien presidió la Comisión Lava Jato del Congreso 2011-2016, hubo varias intervenciones de Alpha Consult en los estudios de factibilidad para la puesta en marcha de las licitaciones de los proyectos de las carreteras Interoceánica Sur y Norte, en las que Odebrecht participó en consorcio con otras empresas.

Por ejemplo, durante el gobierno de Alejandro Toledo, Alpha Consult realizó el estudio de factibilidad del proyecto IIRSA Sur (aprobado por Resolución Directorial 828-2004-MTC/20, del 25 de noviembre del 2004), que no pasó por la revisión de Provías Nacional, como correspondía, sino que fue exonerado del SNIP mediante el Decreto Supremo 022-2005-EF.

Además, el ex ministro de Transportes y Comunicaciones José Ortiz Rivera dijo a la Comisión Pari que el proyecto IIRSA Norte estaba en marcha en el 2003 y que la empresa a cargo del estudio era Alpha Consult.

Según Odebrecht, “el proyecto IIRSA Sur tramo 2 y 3 fue ejecutado por CONIRSA, consorcio conformado por Odebrecht, Graña y Montero, JJC Contratistas e ICCGSA. En referencia a IIRSA Norte, el consorcio constructor estuvo conformado por Odebrecht, Graña y Montero y Andrade Gutierrez”.

De acuerdo a información publicada este año por Alpha Consult, el valor de la supervisión del proyecto IIRSA Sur fue de US$32’000.000, mientras que el de IIRSA Norte fue de US$12’311.375,40. La empresa también participó en la supervisión de la construcción del trasvase de Olmos. El valor de la supervisión llegó a US$6’000.000. Todas estas obras fueron ejecutadas por la constructora brasileña Odebrecht.

—Conexión panameña—
Según información que Alpha Consult brindó ante la comisión del Parlamento que investigó la construcción de la vía expresa del Callao-Convial Perú –proyecto en el que la empresa supervisó la obra–, sus directores son los hermanos Rómulo Jorge y César Alberto Peñaranda Castañeda.

De acuerdo a los documentos de la Banca Privada d’ Andorra publicados por “El País”, Jorge Peñaranda Castañeda recibió un pago de US$250.000 de Odebrecht.

La fecha del pago no se reportaba en los documentos, pero se sabe que se hizo a través de la empresa panameña Randalee Investments S.A., que, según los registros públicos de Panamá, inició sus actividades en enero del 2010. Esta ‘offshore’ es propiedad de Peñaranda.

Tanto Randalee como las otras empresas mencionadas en los documentos de la BPA –Maxcrane Finance S.A. (en la que Horacio Cánepa habría recibido US$435.000) y Relton Holding S.A. (que ha sido relacionada al ex funcionario de la Municipalidad de Lima Gabriel Prado)– tienen como fundadores a las firmas de los abogados panameños Edgardo Eloy Díaz y Fernando Antonio Gil.

Ambos, según documentos notariales de Panamá obtenidos por El Comercio, también son mencionados como las personas a las que Odebrecht encargó la creación de las ‘offshores’ Julson International S.A. y Oblong International Inc. –investigadas por la fiscalía–, en las que los ex funcionarios del segundo régimen aprista como Jorge Cuba y Edwin Luyo habrían recibido sobornos de la constructora.

—Descargos—
El Comercio conversó con Jorge Peñaranda, quien reconoció que había recibido el pago de US$250.000 de Odebrecht. Sin embargo, aseguró que fue por un proyecto de infraestructura de la carretera Longitudinal de la Sierra que vendió a la constructora en el 2013. “En el gobierno de Ollanta Humala, Pro Inversión abrió ventanas de inversión [privada], entonces yo le vendí una iniciativa a Odebrecht y ellos la presentaron, pero no ganó”, sostuvo.

Pese a que afirmó que el proyecto lo vendió de manera independiente a su empresa consultora, Alpha Consult terminó realizando la supervisión de la ejecución de la carretera Longitudinal de la Sierra, ganada por un consorcio español liderado por Sacyr Concesiones.

Peñaranda argumentó que no sabía que Odebrecht iba a realizar el pago a través de la ‘offshore’ Aeon Group Inc., y que abrió Randalee en Panamá para “asegurar” su patrimonio. “Cuando ingresó Humala, había una percepción de que se iba a expropiar tipo Venezuela, entonces fue por seguridad de patrimonio”, comentó.

Luego aseveró que entregará “toda la documentación” al equipo de la fiscalía que investiga el caso.

MÁS EN POLÍTICA...

TAGS RELACIONADOS