¿Cómo elegir una tableta sin gastar de más?
¿Cómo elegir una tableta sin gastar de más?
Redacción EC

Está más que claro que para muchos, hoy en día, no les basta con tener una computadora en la oficina y un teléfono medianamente inteligente en el bolsillo.

Existen momentos a lo largo del día en que se necesita un aparato de acceso rápido y peso ligero en donde se pueda navegar en busca de videos o información pero que a su vez tengan una pantalla decentemente grande. Hablamos de la tableta, un dispositivo intermedio, cuya ventaja es no ser tan voluminoso como la laptop pero al menos es algunos centímetros más grande que el teléfono.

Tienen ya varios años en el mercado a nivel de oferta, pero muchos, aunque la necesitan, no lo han comprado aún. Pensando en ellos, y en su deseo de gastar sin excesos, recogemos estas tres consideraciones básicas para realizar una compra prudente con un ahorro real.

1. SEGÚN EL USO QUE LE DARÉ, ELIJO

Esta regla de oro de toda compra tecnológica se aplica con mayor razón que nunca en el caso de las tabletas. Lo primero que debemos preguntarnos, antes de comprarla, es para qué la vamos a usar. Si la voy a usar para apoyo en mi trabajo, debo preocuparme por elegir un modelo con prestaciones acordes al tipo de empleo. Por ejemplo, si laboro en una industria, la prioridad será la resistencia a los golpes. Si lo mío es ir de una reunión a otra y la necesito más que todo para acceder a Internet en busca de datos e imágenes, entonces un diseño pequeño y ligero viene bien. 

En caso el uso principal sea el puro entretenimiento en tiempos muertos, la potencia de resolución de la imagen y la capacidad para reproducir y capturar videos se vuelve sustancial al momento de elegir la tablet adecuada.

Si por el contrario, se desea una tablet para acceder al correo, chatear por skype y comprar en línea como alternativa al teléfono móvil por su su pantalla más amplia e íconos más amigables, basta un modelo económico y no hay que complicarse la vida con desesperarse por buscar el último ipad que acaba de salir al mercado.

2. SEGÚN LO QUE ME CONVIENE, GASTO

En el mercado tenemos productos para todos los bolsillos. Tal como asegura Jean Pierre Chávez, gerente de marketing para retail de Intel Perú, se pueden encontrar desde productos a S/. 299 y S/ 349 hasta modelos por S/1.299 soles, siempre que se trate solo de tabletas.

Si hablamos de dispositivos 2 en 1 (tableta y laptop al mismo tiempo) los precios suben al equivalente a una laptop y tenemos desde S/.999  hasta los S/. 3.699.

Visto este enorme abanico de opciones, también se deberá considerar  aspectos adicionales como el tiempo de duración de la batería, el tipo de conectividad -wifi, chip de telefonía 3G o 4G- y la garantía de la marca. Ojo, si el equipo es económico conviene verificar qué garantía tiene, donde se le da soporte técnico y revisar en internet si existen quejas por esa marca o modelo. Recordemos que lo barato puede salir caro.  

3. SEGÚN DONDE COMPRE, AHORRO

Sí, la plaza elegida para comprar es determinante al momento de ahorrar varios centavos. Además de las tiendas por departamento, que según la campaña de moda para cada temporada tienen más o menos modelos en oferta, están los supermercados, los kioscos de los operadores telefónicos en los centros comerciales y algunas tiendas especializadas, como la Samsung Store, iStore o iPlace.

Es bueno comparar en cada local a que precio tienen el producto, porque el mismo iPad o la misma Galaxy puede costar varias decenas de soles menos según la oferta que maneje cada tienda.

Además de los medios físicos, los canales virtuales son una excelente alternativa, siempre que se tomen las previsiones de seguridad adecuadas y no se entre a una página falsa.

El secreto está en la paciencia para realizar la investigación, tomarse el tiempo de comparar y no hacer, aunque los publicistas nos odien por decirlo,  una compra por impulso.