Redacción EC

Por Alvaro Rocha

Las ventanillas de Bambamarca (Cajamarca) no tienen rival. Las de Otuzco y Combayo distan mucho del espectáculo visual que exhiben las de Bambamarca, pues estas se distribuyen en la parte superior de una decena de montañas y contienen nada menos que 10 mil hornacinas. Una campiña de fantasía completa la postal.

Sin duda, solo hace falta audacia para apuntalar este recurso turístico como un destino de aventura que entrelaza, como pocos en el Perú, la historia, el paisaje y la cultura.

 

TAGS RELACIONADOS