Redacción EC

Pese a su prematura desaparición en 1994, el legado de continúa vigente. Los discos de Nirvana son motivo de culto y se venden por miles en el mundo. La vida de su líder inspira películas, libros y documentales. Y , la única hija del cantante y compositor, es poseedora de esos derechos, los cuales, según un informe de  le permiten vivir confortablemente sin tener que hacer mucho.

Fue tras el divorcio de la joven de 25 años que los medios de prensa pudieron acceder a los documentos que dan cuenta de los ingresos mensuales de Frances Bean Cobain y el estimado total de su patrimonio.

De acuerdo a lo dicho por E!, por los derechos del líder de Nirvana su única hija cobra al mes  US$95,496 más un adicional de $6,784 por dividendos. Así mismo, el medio asegura que la fortuna de Frances Bean asciende a los 11 millones de dólares, a los que se suman propiedades por 4,5 millones de dólares y otros bonos y activos por 6,8 millones de dólares.

En su cuenta de Twitter, la joven desvirtuó la información propalada y pidió a sus seguidores no creer en el informe.

Kurt Cobain se suicidó en 1994 a la edad de 27 años. Frances, su única hija fruto de su relación con la rockera Courtney Love, se casó en 2014 con el músico Isaiah Silva, con quien tiene dos hijos. En marzo del 2016 salieron los papeles de divorcio. La Corte determinó que Frances debía pagarle durante cuatro meses una mensualidad de 12 mil dólares a su ex esposo, así como 15 mil dólares por los honorarios de sus abogados.