Módulos Temas Día

Más en ONU

ONU: “Los ataques contra los defensores de derechos humanos son cada vez más graves”

En el 2017 unos 312 defensores de derechos humanos fueron asesinados en el mundo. Al respecto conversamos con Michel Forst, relator especial de la ONU, que visitó Lima para participar de un seminario internacional

Forst

Michel Forst participó en el seminario internacional sobre DD.HH. celebrado en el LUM el 3 de agosto. (Rolly Reyna / El Comercio)

En el 2017 unos 312 defensores de derechos humanos fueron asesinados en el mundo, según la ONG Frontline Defenders. Al respecto, conversamos con Michel Forst, el encargado de presentar informes anuales a la Asamblea General de la ONU sobre la situación de estas personas.

"El próximo lo presentaré en octubre del 2019. Estará dedicado principalmente a la impunidad de los agresores”, explica durante su visita a Lima, donde participó en un seminario organizado por la Coordinadora Nacional de derechos humanos, entre otras instituciones.

— Según el informe de la ONG Frontline Defenders, el año pasado solo en el 12% de asesinatos de defensores se procesó a algún responsable. Impunidad total...
Si bien la situación es particular en cada país, hay algunos en los que los niveles de impunidad son más altos, como en Guatemala, Honduras o México. Ahí en el 80% u 85% los autores salen impunes. Eso se explica porque hay una colusión entre el Estado y los perpetradores que pueden ser, por ejemplo, compañías internacionales. El poder de estos actores hace que el Estado no actúe contra ellos. En Centroamérica se le suma que hay altos niveles de corrupción y en algunos casos miembros del crimen organizado infiltrados en las instituciones.

— La corrupción no es solo cuestión de dinero...
Así es, yo conozco situaciones de países que prefiero no mencionar donde los investigadores reciben una llamada telefónica de algún congresista advirtiéndole que no siga investigando. Muchas veces hay intereses muy poderosos detrás que llevan a que la presión la ejerza un congresista, algún ministro o incluso alguien superior.

"enpaíses como Guatemala, Honduras o México el 80% u 85% deautores de crímenes contra defensores de dd.hh. salen impunes"

— Eso lleva a que también muchos asesinatos de defensores sean camuflados bajo otros motivos.
Exacto. Acabo de regresar de Colombia, donde hay muchos asesinatos de defensores, sobre todo medioambientales. Si conversas con las autoridades, te dirán que no son defensores sino que tienen vínculos terroristas, que son activistas, partidarios políticos o que sus crímenes están relacionados a motivos pasionales.

— ¿Colombia y Brasil son los países que más preocupan en la región?
Diría que sobre todo Colombia. Junto a Guatemala, Honduras y México registran altos niveles de asesinatos de defensores de derechos. En Brasil es diferente.

Según Amnistía Internacional, en el 2017 asesinaron a 212 defensores en Latinoamérica, 156 de ellos en Brasil y Colombia.
Sí, pero debemos ver la proporción entre el tamaño del país, cantidad de gente y número de asesinatos. El caso de Honduras y Colombia es particular, ha disminuido el número de homicidios en el país, pero al mismo tiempo ha aumentado el número de asesinatos de defensores. Eso demuestra que se necesitan mecanismos nacionales para la protección especial de estos defensores.

— Hablemos de casos puntuales: ¿qué nos puede decir del Perú?
No puedo referirme al caso de su país por estar en una visita extraoficial.

— ¿Venezuela?
Estuve en Venezuela antes de la crisis y los defensores me explicaron lo complicada que era la situación para ellos. Ahora mantengo muy poco contacto con ellos, principalmente porque millones tuvieron que abandonar el país. Hay casos como el de Provea, Foro Penal y otros que han podido quedarse en el país y denunciar los abusos del Estado, pero se han convertido en blancos directos del gobierno.

“Los defensores de derechos que no abandonaron Venezuela se han convertido en blancos directos del gobierno”.

— En Nicaragua, una de las principales ONG de derechos humanos abandonará el país por amenazas, ¿qué puede decirnos al respecto?
Una gran cantidad de ONG y defensores están bajo gran riesgo y algunos de ellos han decidido abandonar el país por seguridad. Yo pude conocer personalmente a algunos defensores y me mostraron las amenazas en sus celulares, son asediados por fuerzas de seguridad y grupos armados. Nicaragua enfrenta una crisis de derechos humanos y los defensores están en la primera línea.

— ¿Cuál es su balance de la situación de los defensores en lo que va del año?
Depende de cada país. Lo que sí puedo asegurar es que se ha registrado un aumento en la cantidad de ataques hacia los defensores de derechos humanos en todo el mundo, incluida Europa. Sin embargo, estos ataques son de diferente tipo.

— ¿Por ejemplo?
En Latinoamérica y África, hay más asesinatos que en Europa y Asia, pero en todo el mundo se utilizan las leyes para criminalizar a los defensores. Hay nuevas leyes que obligan a las ONG a registrarse como agentes extranjeros. En otros países se utilizan leyes antiterroristas o de seguridad nacional para criminalizar la labor de estos defensores. También vemos que hay políticos que los califican de terroristas solo porque les causan problemas.

“Nicaragua enfrenta una crisis de derechos humanos y los defensores están en la primera línea”.

— Además de los países que hemos mencionado, ¿qué otros casos le preocupan particularmente?
No me gustaría elaborar una lista negra de países. Lo que es importante recalcar es que quienes perpetran estos actos no lo hacen al azar, son actores poderosos que identifican a defensores específicos y los atemorizan. Eso es peligrosísimo. Si bien los defensores se están volviendo cada vez más fuertes, los ataques contra ellos son también más graves.

— ¿Qué sucede cuando algún país no quiere tenerlo en su territorio?
Solicito que lo haga una ONG o una embajada. Una vez ahí me reúno con los defensores y busco a representantes del gobierno para explicarles qué estoy haciendo. Mi labor no es nombrar y avergonzar a los países, es brindarles apoyo técnico para que los defensores estén en mejores condiciones. Una vez que emito un informe, los gobiernos tienen hasta 60 días para responder, luego de eso se vuelve público. Ahora, los actores más peligrosos no son los gobiernos en sí, sino las grandes compañías.

— ¿Cómo lidia con ellas?
Les comunico lo que está pasando, lo último que quiere una empresa es ser mencionada en un reporte de la ONU, entonces entran, puedo presionar para que realicen una consulta más justa o protejan la labor de estos defensores.

Ficha del personaje

Michel Forst
Relator especial de la ONU para defensores de derechos humanos

Soy francés. Entre el 2008 y el 2013 trabajé como experto independiente de la ONU sobre la situación de los derechos humanos en Haití, luego presidí un comité del Consejo de Derechos Humanos de la ONU y desde el 2014 ocupo este cargo.

Tags Relacionados:

Derechos Humanos

ONU

Leer comentarios ()

SubirIr aúltimas noticiasIr a Somos
Ir a portada