NASA inicia labores para buscar vida en una luna de Júpiter
NASA inicia labores para buscar vida en una luna de Júpiter
Redacción EC

La  anunció el martes la selección de nueve instrumentos científicos para su futura misión de exploración de Europa, el misterioso satélite de que podría ser el lugar más prometedor del para alojar vida fuera de la .

La sonda estadounidense Galileo, que exploró este planeta y sus lunas entre 1995 y 2003, detectó indicios de la presencia de un océano del tamaño de nuestro satélite en Europa.

Si se confirma su existencia, este océano enorme podría contener más del doble de agua que todos los de nuestro planeta. Con agua salada, fondos rocosos y los elementos químicos producidos por el movimiento de las mareas, Europa podría ser el mejor lugar del sistema solar para encontrar vida, explicó la NASA

La agencia espacial estadounidense concedió 30 millones de dólares del presupuesto actual (2016) para reformular la misión, prevista para 2020, así como la selección de instrumentos y la sonda. 

La nave funcionará con energía solar. Asimismo, dará vueltas alrededor de Júpiter y sobrevolará varias veces el satélite durante tres años.

En total, la sonda sobrevolará esta luna unas 45 veces a una altura de entre 25 y 2.700 kilómetros.

Los instrumentos seleccionados, entre los 33 propuestos por una gran número de científicos, incluyen cámaras y espectrómetros para captar imágenes en alta definición de la superficie de Europa y determinar su composición.

También seleccionaron un radar capaz de penetrar la capa de hielo donde se encontraría el océano. De esta forma, se podrá medir su espesor y buscar lagos que existan debajo.

La sonda también tendrá en el borde un magnetómetro para medir la fuerza y la dirección del campo magnético de este satélite, lo que permitirá a los científicos determinar la profundidad del océano y su salinidad. 

"Europa nos fascina con su superficie enigmática recubierta de hielo y sus indicios de un gran océano", comentó John Grunsfeld, responsable de las misiones científicas de la NASA.

Fuente: AFP