Madrid (DPA). El rey de España recibió hoy de su padre, Juan Carlos I, el fajín de capitán general de las fuerzas armadas de España en el Palacio de La Zarzuela, una ceremonia militar con la que arrancaron los actos de proclamación del nuevo monarca.

Felipe VI, de 46 años, se convirtió en rey en la medianoche (5 p.m. en el Perú), cuando entró en vigor la ley de abdicación que su padre, de 76 años, sancionó la tarde del miércoles en su último acto como jefe de Estado.

Vestido de uniforme militar, el de gran etiqueta del Ejército de Tierra, recibió hoy emocionado de Juan Carlos el fajín que lo identifica como jefe de los Ejércitos.

En la Sala de Audiencias del Palacio de la Zarzuela presenciaron la ceremonia castrense la ya reina Letizia, la princesa Leonor -nueva heredera de la Corona a sus ocho años-, su hermana la infanta Sofía, de siete, la reina Sofía y la infanta Elena, hermana de Felipe.

Desde allí, los nuevos reyes iban a desplazarse al Congreso de los Diputados para la proclamación. Juan Carlos decidió no acudir a la ceremonia central del día para no restar protagonismo a su hijo, el nuevo rey.