El Ministerio Público había solicitado cadena perpetua contra Espinoza Quispe y los otros siete policías imputados. (Foto: GEC)
El Ministerio Público había solicitado cadena perpetua contra Espinoza Quispe y los otros siete policías imputados. (Foto: GEC)
Johnny Aurazo

La Corte Superior de Justicia de La Libertad admitió el recurso de casación interpuesto por los abogados del coronel PNP (r) y otros siete policías contra la sentencia de 30 años de prisión suspendida que emitió, el 16 de septiembre, la Primera Sala Penal de Apelaciones en Trujillo.

En una reciente comunicación con este Diario, el abogado del también exalcalde de Trujillo indicó que el objetivo de la casación es que se revoque la sentencia de 30 años y se confirme el fallo emitido el 30 de octubre del 2016, cuando el coronel PNP (r) y otros siete policías fueron absueltos por tercera vez por la Corte Superior de Justicia de La Libertad.

“La casación fue presentada el lunes pasado (30 de septiembre) y busca que la Corte Suprema [de Justicia] corrija los errores y vicios en los que ha incurrido la sentencia en segunda instancia”, manifestó José Luis Castillo, a este Diario.

“En seis o diez meses tendremos un fallo definitivo, pues se entiende que es la última instancia del Poder Judicial”, añadió el letrado.

En este caso también están involucrados los policías Jairo Trinidad Mariños Reyes, Néstor Agustín Castro Ríos, Jimy Alberto Cortegana Cueva, Wilson de la Cruz Castañeda, Hugo Noé Villar Chalán, José Alberto Monge Balta y Marco Luis Quispe Gonzales. En septiembre, la sala de apelaciones halló responsables, a Elidio Espinoza y los siete agentes, de los delitos de secuestro agravado y homicidio calificado en agravio de cuatro presuntos delincuentes. Los hechos ocurrieron el 27 de octubre del 2007, en el distrito trujillano de El Porvenir.

El Poder Judicial resolvió, además, admitir el recurso de casación interpuesto por la fiscal superior de la Primera Fiscalía Superior Penal del Distrito Fiscal de La Libertad contra la misma sentencia emitida el 16 de septiembre, “en los extremos referentes a la determinación judicial de la pena impuesta a los acusados y la suspensión de la ejecución provisional de la pena”.

El Ministerio Público había solicitado cadena perpetua contra Espinoza Quispe y los otros siete policías imputados.