Su visita permitió tenerlo como invitado de lujo para la inauguración del nuevo Estadio de Atletismo que se ha construido para los Panamericanos Lima 2019.
Su visita permitió tenerlo como invitado de lujo para la inauguración del nuevo Estadio de Atletismo que se ha construido para los Panamericanos Lima 2019.
Redacción EC

La semana pasada estuvo en nuestra capital , “El Rayo”, quizá el más grande atleta de la historia y, por cierto, el más rápido también. Superando a figuras como Jesse Owens y Carl Lewis, Usain ha logrado una vigencia, así como cantidad y calidad de triunfos que lo ubican como el más grande en este rubro.

Su visita permitió tenerlo como invitado de lujo para la inauguración del nuevo Estadio de Atletismo que se ha construido para los , e incluso para que estampe sus huellas en un bloque que será instalado en dicho recinto deportivo.



Lo que pocas veces se menciona es que, detrás de una carrera plagada de triunfos, hay también muchos sacrificios, así como un equipo de personas que lo apoyaron a desarrollar al máximo su potencial deportivo y comercial, como su entrenador Glen Mills.

Para conocer un poco más de su vida recomiendo ver el documental “I am Bolt”, el cual según las propias palabras de “El Rayo” buscaba “contar la verdad.

Usain Bolt
Usain Bolt

Que competir a este nivel y ganar medallas no es fácil. La gente tiene la idea de que para mí es sencillo, que no tengo estrés ni presión. Lo que quería era que la gente viera por todo lo que tuve que pasar para estar donde estoy ahora: el dolor, el esfuerzo y las recompensas.

Mostrar a todos el camino hasta las victorias”.Del lado comercial, Usain ha sido de los deportistas que más ingresos ha generado durante su carrera. Según la revista Forbes, en el 2016 ocupó el puesto 32 de la lista de los mejor pagados, a pesar de que en el mundo del atletismo los premios son bastante inferiores que en otras disciplinas.

Usain generó ganancias diez veces mayores que su seguidor el fondista Mo Farah. De hecho, una parte significativa de sus ingresos provienen del patrocinio que aún mantiene con una importante marca de indumentaria deportiva, con la que seguirá vinculado al menos hasta el 2025. Es que Usain es ya una marca personal tan potente que trasciende el encontrarse en actividad.