Crimen en México: La vida criminal de "La reina de Iguala"
Crimen en México: La vida criminal de "La reina de Iguala"
Redacción EC

La gente la llamaba, con razón, "La reina de Iguala". Pero a , esposa del alcalde del municipio mexicano del mismo nombre, , le gustaba más que la reconocieran como "La primera trabajadora social de Iguala". Y sus razones tenía: ambicionaba el poder político, quería ser alcaldesa. La pareja fue atrapada hoy en una casa de Ciudad de México. La fiscalía los sindica como los autores intelectuales de la desaparición y posible asesinato de 43 estudiantes. 

Públicamente la "La reina de Iguala" se mostraba en todas las actividades oficiales en las que participaba su marido. Además, como jefa del organismo encargado del bienestar de la infancia y la familia, tenía su propia exposición mediática. Prueba de ello son las cientos de fotos que figuran en las tres páginas de Facebook que manejaba y en las que ella aparece haciendo obras de caridad o en inauguraciones.

En la clandestinidad, según la fiscalía, María de los Ángeles era una de las operadoras del cártel Guerreros Unidos, una escisión de la banda de narcos de los hermanos

Y no solo ella era mafiosa. Sus hermanos también formaban parte de los Beltrán Leyva. La familia de "La reina de Iguala" era conocida como el Clan Pineda, un grupo de narcotraficantes que terminó aliándose con los antes mencionados.

En el diario mexicano "Reforma", la escritora Guadalupe Loaeza, describe a "La reina de Iguala" como una mujer obsesionada por el poder y de armas tomar. "Como se puede apreciar en sus cuentas en redes sociales, la reina estaba presente en todos los actos públicos posibles, había sido ascendida a encargada del Sistema Nacional para el Desarrollo Integral de la Familia  (DIF) y según indican personas allegadas sus aspiraciones no se detenían ahí, ella buscaba ocupar el puesto de su marido una vez que el mandato de este termine".

La pareja de Iguala en un acto público

Loaeza resalta las fotos que acompañan a los actos públicos. “Incluía fotografías en las cuales se apreciaba una buena dosis de botox perfectamente bien aplicada por toda la cara. Por lo general, salía con vestidos sin mangas, con muchos accesorios y muy bien peinada”, escribe. 

Una de las fotos más llamativas es la que capturaron durante la celebración por el Día de los Reyes en el 2013. En la imagen se observa cuando Pineda reparte decenas de tablets y bicicletas a los niños de Iguala. Siempre se le vio muy allegada a los más jóvenes. Fueron inumerables las veces que apadrinó a una promoción de nido, primaria o secundaria.

Junto a la reina siempre aparecía su esposo, un hombre de nariz operada con camisas bien ceñidas y abiertas hasta la mitad del pecho, resalta Loaeza.

CRIMEN Y FUGA

La noche del 26 de setiembre se perfilaba como una fiesta en el municipio mexicano de . El alcalde  y su esposa organizaron un acto público en el que "La reina de Iguala" expondrá su informe de labores. Un multitudinario mitin que no permitirían que nada lo arruine.


La cuenta de la alcaldía muestra los preparativos con miras al acto público.

(Facebook)

Sin embargo, ese día llegó a Iguala un grupo de estudiantes de la Escuela Normal de Ayotzinapa. Ellos recaudaban fondos para seguir con sus protestas contra una reforma educativa promovida por el Gobierno federal. Ya venían manifestándose desde el 2013. 

Según la fiscalía mexicana, los estudiantes fueron interceptados por la policía de Iguala en plena carretera. Pensaban que se dirigían a perturbar la actividad de "La reina de Iguala". Hubo una estampida y 43 terminaron detenidos.

Los arrestados fueron entregados al cártel Guerreros Unidos, que también eran los encargados de seleccionar a la policía de Iguala. La fiscalía estableció que el alcalde y su esposa ordenaron la ejecución de los estudiantes.