Rosario Castro Pacheco

Esta ciudad de la región destaca por su belleza paisajística, su clima semicálido, su gastronomía basada en la ganadería y su herencia cultural. En su territorio conviven descendientes de austro-alemanes, que arribaron a la en 1859, y comunidades yáneshas. Y ambos grupos mantienen sus tradiciones. En estas páginas, te contamos qué hacer para una inmersión total en la vida oxapampina.

Historia y costumbres

Rodeada por pinos araucarias, la Plaza de Armas es un perfecto contraste entre urbanismo, naturaleza e historia. Esta alberga un obelisco que, en cada uno de sus lados, rinde un homenaje: a los nativos yáneshas, a los primeros colonos europeos, a Santa Rosa (patrona de la urbe) y a Bardo Bayerle, el primer sacerdote del lugar. Continúa con una visita a la planta lechera Floralp.

Se encuentra a cinco minutos en carro del centro y, además de aprender sobre la elaboración de derivados lácteos como quesos, yogur y mantequilla, podrás degustarlos y comprarlos. Ahora, dirígete al distrito de Chontabamba, ubicado a 3,3 km de la plaza principal. Específicamente, al recreo turístico El Wharapo, pues cuenta con una máquina de trapiche con la que se extrae el jugo de caña para producir miel, aguardiente y guarapo (fermentado de la miel de caña).

Tras probar dichas bebidas, te recomendamos ir al rancho Aníbal Ruffner. ¿La razón? Te enseñarán e invitarán a participar de las tradiciones locales. Por ejemplo, la tala de leña con hacha y el corte de madera con trozadora. También disfrutarás de bailes del Tirol, rodeos, así como del torneo de cintas: un antiguo ritual de cortejo que hoy es un pícaro juego entre jóvenes. 

¿En qué consiste? Unas cintas que llevan un aro de matrimonio adherido se atan a un arco de madera por el que pasan jinetes cuya misión es atravesar las alianzas con un palillo. Por supuesto, cada hombre tiene en la mira la tela que ha sido bordada por la mujer que le interesa (y viceversa). Si ellos lo logran, ganan el derecho de empezar un romance.

Tierra viva

Sube al mirador La Florida, situado a 2,4 km del rancho Aníbal Ruffner, porque tendrás las mejores panorámicas de , Chontabamba y de la campiña, donde se concentran los fundos productores de lácteos, mieles y cafés. Después de contemplar el paisaje acude al orquideario Pulgar Verde (se halla al final de la calle Las Palmeras). Desde hace 20 años, está a cargo de la familia Böttger. Ahí apreciarás ejemplares como zapatito de la reina, la orquídea emblema de Oxapampa, y dama de noche, que emite aromas agradables al ocultarse el sol. 

Despídete de este poblado en el restaurante Típico Oxapampino. Ordena las carnes (cecina, pollo, res) a la parrilla o ahumadas, acompañadas con yuca, plátano y huevo frito. Los precios oscilan entre S/20 y S/30. ¡Provecho!

DATO: únete a la fiesta patronal de esta ciudad de la región Pasco. Va hasta el 31 de agosto. 

GUÍA DEL VIAJERO:
​¿Cómo llegar?

Con Movil Bus o Cruz del Sur desde S/52. Tardarás cerca de 10 horas si partes de Lima.
¿Dónde alojarte?
El hotel Carolina Egg Gasthaus tiene habitaciones desde S/90.
La noche en Cabañas El Trapiche va desde S/226. Otra opción es el ecolodge Ulcumano. Reservas vía WhatsApp: +51 9726-79060.

Operadores:
- Camilo Tours. Cuenta con itinerarios de dos a cinco días.  T. 9636-05992.
- Amazon Tours Oxapampa. Ofrece un full day de 10 a.m. a 5 p.m. Informes al 9639-05389.
Paquetes:
- En www.ytuqueplanes.com encontrarás paquetes turísticos desde S/198 (dos días, una noche).