En el 2018 se firmó el contrato de bicicletas públicas en San Isidro. La empresa Citybike Lima instaló las estaciones. (Piko Tamashiro)
En el 2018 se firmó el contrato de bicicletas públicas en San Isidro. La empresa Citybike Lima instaló las estaciones. (Piko Tamashiro)
Gladys Pereyra Colchado

Dos días después de la puesta en marcha del sistema de bicicletas públicas “ en —la primera de su tipo en el país—, en , el segundo distrito donde estaba programado para implementarse, se anuló uno de los documentos que sustentaban el contrato de concesión de este servicio.

El alcalde de San Isidro, Augusto Cáceres, informó a El Comercio que el 18 de julio el concejo declaró nulo de oficio el Acuerdo de Concejo 060-2017, el cual aprobaba la adjudicación directa de la iniciativa al consorcio Margina-Smoove. Además de la prestación de bicicletas públicas, el proyecto incluía la concesión de espacios para la publicidad exterior.



“Se encontraron vicios insubsanables. Por ejemplo, se reconformó el consorcio el mismo día de la aprobación del acuerdo cuando ya había pasado la declaratoria de interés. Es decir, después del plazo legal. En solo día pasó por el comité de inversiones, en comisiones de la municipalidad y en el concejo”, dijo el burgomaestre.

Otro punto a considerar, de acuerdo con Cáceres, es que no se habrían levantado las observaciones que realizó en mayo del año pasado la Contraloría General de la República, referentes a situaciones de riesgo como la desproporción entre los ingresos por el uso de bicicletas y los ingresos por publicidad. 

El contrato de concesión se firmó el año pasado y la empresa instaló las estaciones para las bicicletas. Foto de marzo de este año. (Alessandro Currarino)
El contrato de concesión se firmó el año pasado y la empresa instaló las estaciones para las bicicletas. Foto de marzo de este año. (Alessandro Currarino)

- Implicancias -
Pese a la reciente decisión del concejo, el alcalde aclara que el contrato de concesión, firmado en junio de 2018, no se ha anulado. No obstante, la comuna se encuentra evaluando con el área legal y de movilidad urbana qué medidas administrativas tomar tras la anulación de la adjudicación directa.

“El contrato está vigente. Para nosotros este contrato se invalida porque se ha anulado la adjudicación directa, pero eso no lo voy a determinar yo sino lo que diga la ley”, expresó.

Asimismo, advierte que el consorcio no cumple con entregar la ficha de certificación ambiental para evitar contaminación visual. “El tema no son las bicicletas sino que venían amarrada a 22 paneles luminosos led”, dijo.

Este Diario se comunicó con el consorcio Citybike Lima, pero optaron por no pronunciarse respecto a las declaraciones del alcalde.

El 12 de junio pasado, la empresa y la comuna iniciaron un proceso de trato directo, que es la vía previa a un arbitraje. En una entrevista publicada por El Comercio el 17 de junio pasado, Mariano Pérez, director adjunto de Moventia, empresa que opera CityBike Lima, señaló que las dilaciones de la comuna le han ocasionado pérdidas de S/1’300.000 a la compañía. Entre los retrasos, el representante de la empresa mencionó que el municipio les había pedido a última hora que cambiaran la ubicación de estaciones de bicicletas.

Empresa CityBike inició un trato directo con la comuna de San Isidro por dilaciones en el funcionamiento de bicicletas de alquiler en ese distrito. (Lino Chipana)
Empresa CityBike inició un trato directo con la comuna de San Isidro por dilaciones en el funcionamiento de bicicletas de alquiler en ese distrito. (Lino Chipana)

- El contrato-
El 5 de junio de 2018, la gestión del entonces alcalde Manuel Velarde firmó el Contrato de concesión del sistema de bicicletas públicas en San Isidro con Citybike San Isidro (Consorcio Marfina-Smoove). El documento señalaba que el servicio debía empezar a operar desde el 31 de enero de este año.  El plazo exacto de concesión es de 13 años y 240 días.

De acuerdo con el documento, la empresa estaba obligada a implementar 50 estaciones, 900 anclajes y 500 bicicletas públicas, así como encargarse de la operación, mantenimiento, reposición y resguardo de todo el sistema denominado “City Bike Lima – San Isidro”.

Según el contrato de concesión, así serían los paneles publicitarios que se podrían instalar como parte del sistema público de bicicletas en San Isidro.
Según el contrato de concesión, así serían los paneles publicitarios que se podrían instalar como parte del sistema público de bicicletas en San Isidro.

A cambio, la empresa recibiría lo recaudado por el alquiler y la concesión de 306 metros cuadrados para la colocación de 22 paneles de publicidad en avenidas como Dos de Mayo, Conquistadores, Rivera Navarrete, Canaval y Moreyra, Del Parque, entre otros. Dichos paneles tendrían una superficie máxima para publicidad de 15 metros cuadrados por cada pantalla digital. Así consta en el anexo XIII del contrato.

Según la gestión anterior, los paneles que instalará la empresa representan el 3% de toda la publicidad exterior que existe en el distrito. Así constaba en la web institucional de la comuna.