El expresidente Alberto Fujimori fue internado en una clínica local la madrugada de este lunes (Foto: GEC).
El expresidente Alberto Fujimori fue internado en una clínica local la madrugada de este lunes (Foto: GEC).
Redacción EC

El expresidente-quien purga una condena de 25 años de cárcel- fue trasladado la madrugada de este lunes de la prisión en la Diroes (Ate) hasta la Clínica Centenario Peruano Japonesa, ubicada en el distrito de Pueblo Libre.

Así lo confirmó a El Comercio su médico de cabecera, Alejandro Aguinaga, quien indicó que el exmandatario está siendo evaluado tras sufrir, entre otras afecciones, un problema de “ventilación”.

“Lo estuvieron oxigenando en Diroes sin mucha respuesta y lo evacuaron”, afirmó Aguinaga.

Posteriormente, detalló que Fujimori presentó malestares y mucha “debilidad” desde el domingo por la noche.

“El presidente Fujimori fue trasladado hoy a la 1 a.m., luego de haber tenido problemas de ventilación y disnea [síntoma frecuente en las personas con insuficiencia cardíaca] en la Diroes. Mucha debilidad había presentado. Eso comenzó hacia las 20 horas con 30 [minutos]. Él refirió ello al personal de enfermería [y] optó por descansar un rato. Luego continuaba con la sintomatología y recibió oxigenación durante 45 minutos”, explicó desde los exteriores de la clínica Centenario.

Agregó que una vez que se le retiró la oxigenación, se observó que el exmandatario tenía “los labios morados", por lo que optaron por su traslado al centro médico.

Aguinaga manifestó que Alberto Fujimori será sometido a tomografías para determinar qué le habría producido estos síntomas. En ese sentido, indicó que no se puede predecir cuánto tiempo permanecerá internado.

“No puedo dar un tiempo perentorio porque está en constante evaluación. He pedido también que hagan una evaluación neurológica [porque] sí hay una pequeña desarticulación al hablar”, explicó.

Finalmente, mencionó que este tipo de síntomas podrían poner en riesgo la vida del expresidente, ya que si uno no tiene una ventilación adecuada “por hipoxia se te puede parar el corazón”.

Como se recuerda, el 3 de octubre del 2018 el juez Hugo Núñez Julca determinó que el indulto humanitario que recibió Fujimori Fujimori de parte del exjefe del Estado Pedro Pablo Kuczynski (PPK) era nulo, por lo que debía retornar a la cárcel.

Sin embargo, fue recluido nuevamente en el penal de Barbadillo en enero del 2019, pues luego de conocer el fallo en su contra fue internado en la Clínica Centenario Peruano Japonesa por 113 días.

El último pronunciamiento de Alberto Fujimori fue el 29 de enero, cuando a través de una carta afirmó que existe una obsesión política contra su familia, luego que el Poder Judicial ordenó 15 meses de prisión preventiva contra su hija, Keiko Fujimori, lideresa de Fuerza Popular, en el marco de la investigación que se le sigue por el presunto delito de lavado de activos.

“Lo que han hecho con mi hija comprueba que existe una obsesión política contra la familia Fujimori”, escribió el ex jefe de Estado desde prisión.

Asimismo, resaltó que esta medida es parte de una estrategia para acabar con la carrera política de su hija.




TAGS RELACIONADOS