Módulos Temas Día
Módulos Tomas de Canal

Más en Ecología

Una pequeña rana y una serpiente acuática son los nuevos hallazgos en los bosques del sur de Perú

 La nueva especie de anfibio descubierto para la ciencia mide solo 11 milímetros y fue encontrada en un bosque nublado de Puno.

Noblella thiuni

La ranita hallada en la Cordillera Carabaya mide solo 11 milímetros. Foto: Alessandro Catenazzi.

Una diminuta rana de apenas 11 milímetros es el reciente hallazgo de los biólogos Alessandro Catenazzi y Alex Ttito, dos expertos en anfibios que encontraron esta nueva especie para la ciencia en la Cordillera Carabaya, en Puno, en el sur de Perú.

Sigue a Mongabay Latam en Facebook.

“Los anfibios son misteriosos por el poco conocimiento que tenemos sobre ellos. Aún no sabemos cuántas especies existen en el planeta y, cada año se descubren más, muchas de ellas en bosques tropicales como los montanos andinos”, explica Catenazzi, investigador de la Universidad Internacional de Florida, sobre este hallazgo.

Otro descubrimiento importante en Perú se produjo en el Parque Nacional Bahuaja Sonene. Se trata de un nuevo registro para una especie de serpiente de agua que no había sido vista anteriormente en esa zona.

“Estos hallazgos permiten ampliar el conocimiento de anfibios y reptiles en Perú, especies que hasta ahora son poco estudiadas”, comenta César Aguilar, jefe del departamento de Herpetología del Museo de Historia Natural de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos.

Lee más | Ñembi Guasu: la nueva área de conservación en el Chaco de Bolivia

La pequeña ranita de Puno
En agosto de 2017, Catenazzi y Tito —investigador del Museo de Historia Natural de la Universidad Nacional San Antonio Abad de Cusco— recorrían la carretera Macusani-San Gabán, en Puno, cuando vieron a alguien despejando una trocha que conectaba la vía con un sector de un bosque nublado. Decidieron explorar, luego de que la persona que limpiaba este camino les comentara que había visto varios animales en el sector.

Los científicos removieron hojarasca, musgos, bromelias, piedras y troncos caídos en busca de ranas, anfibios a los que dedican sus investigaciones. “Al caer la noche encontramos a esta nueva especie que llamamos Noblella thiuni”, cuenta Catenassi sobre el pequeño animal, cuyo nombre proviene del centro poblado Thiuni, ubicado cerca de un bosque nuboso en la Cordillera de Carabaya a 2200 metros de altura aproximadamente.

Esta nueva especie para la ciencia mide de apenas 11 milímetros y se distingue de otras variedades de Noblella por el color rojo brillante de sus piernas, mientras que el pecho y el vientre son de color rojizo con manchas plateadas, señala el artículo científico publicado recientemente en la revista PeerJ.

Noblella thiuni

La nueva especie para la ciencia estaría entre las más pequeñas del Perú y del mundo. Foto: Alex Tito

Para determinar que se trataba de una nueva especie, los científicos realizaron observaciones morfológicas y pruebas genéticas. “Cada una de estas especies tiene características únicas. Muchos anfibios, por ejemplo, secretan compuestos que ayudan a mantener su piel libre de enfermedades, y son de gran interés por sus posibles usos farmacéuticos”, comenta Catenazzi.

El hallazgo confirma el alto nivel de endemismo de la zona y la diversidad de ranas pequeñas que habitan las capas de musgo y la hojarasca en los bosques montanos de las laderas amazónicas de los Andes, se explica en el informe.

Catenazzi añade que estos bosques nublados son de gran interés biológico debido a que su alta humedad los convierte en hábitats ideales para anfibios. “La topografía compleja y aislamiento de poblaciones ha generado altos niveles de endemismo en muchos grupos animales y vegetales”, precisa.

Mapa de distribución de especies Noblella en Perú.

El mapa muestra la distribución de todas las especies Noblella en Perú.

La descripción de la especie se hizo con base en un solo individuo que presentaba características diferentes a cualquiera de las Noblella descritas anteriormente, teniendo en cuenta las amenazas que existen sobre los animales endémicos en estos bosques nublados, pues reportar su presencia podría significar la toma de acciones para conservar estos ecosistemas y mitigar sus amenazas.

La tala y la conversión de estos ecosistemas en pastos y tierras de cultivos son las amenazas más importantes para estas diminutas ranas terrestres. Pero también están la minería y el desarrollo de proyectos hidroeléctricos en el valle de Ollachea, donde muchos de los bosques nublados han sido deforestados.

Catenazzi recuerda que en la misma zona también descubrieron la especie Psychophrynella glauca, otra ranita descrita en el 2018, así como otras variedades de ranas de bosque nublado. “La zona es accesible desde la misma carretera Macusani-Inambari, por tanto, sería interesante volver a este bosque para aprender más sobre su canto, su distribución, la cantidad de población que existe, y otros detalles”.

Noblella thiuni

El hábitat de esta especie está expuesta a amenzas como la tala, el cambio de uso de la tierra y la minería. Foto: Alessandro Catenazzi.

Aunque no se sabe si se trata de la especie de rana más pequeña en el planeta puesto que es común en estos animales que las hembras sean más grandes que los machos —el único individuo conocido es un macho— se presume que la especie no excede los 15 milímetros. De ser así, estaría entre las más pequeñas en Perú y en el mundo.

César Aguilar, jefe del departamento de Herpetología del Museo de Historia Natural de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos, menciona que los bosques montanos son ecosistemas con importante número de especies endémicas. Agrega que Carabaya puede ocultar muchas más especies considerando que, además, es un lugar muy poco explorado en Perú.

Lee más | Reintroducción de iguanas terrestres en Galápagos se perfila como modelo mundial de conservación

Una nueva serpiente en Bahuaja Sonene
Otro importante hallazgo también se dio a conocer recientemente. Se trata de un nuevo registro de la serpiente Hydrops triangularis en la región de Madre de Dios y que hasta ahora no había sido vista en el sur de Perú.

Su descubrimiento se produjo durante las expediciones que un grupo de científicos realizó desde el año 2011 en la Reserva Nacional Tambopata y el Parque Nacional Bahuaja Sonene para hacer un monitoreo integral de biodiversidad de estas zonas bajo la gestión del Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado (SERNANP).

Hasta el momento, se han encontrado cuatro individuos en Madre de Dios. Los dos primeros fueron hallados en el Santuario Nacional Pampas del Heath, dentro del Parque Nacional Bahuaja Sonene, en noviembre de 2015. Los otros dos se ubicaron en la Estación Biológica Los Amigos —área gestionada por la organización Conservación Amazónica— en los años 2016 y 2017.

Hydrops triangularis

La serpiente Hydrops triangularis fue hallada en las Pampas de Heath, en el Parque Nacional Bahuaja Sonene. Foto: Roy Santa Cruz.

Roy Santa Cruz, investigador del Museo de Historia Natural de la Universidad San Agustín de Arequipa y coautor de la investigación, señala que el hallazgo de esta especie en Pampas de Heath demuestra que ese ecosistema único en Perú cuenta con una gran riqueza de especies que aún están por descubrir.

El científico explica que a partir de este hallazgo se decidió hacer un mapeo de las tres especies de serpiente Hydrops (H. caesurus, H. martii y H. triangularis) reptiles de agua neotropicales que habitan en 12 países de Sudamérica y El Caribe: Colombia, Venezuela, Trinidad y Tobago, Guyana, Surinam, Guayana Francesa, Ecuador, Perú, Brasil, Bolivia, Paraguay y Argentina. La investigación ha sido publicada en la revista científica Amphibian & Reptile Conservation.

Santa Cruz recuerda que recientemente fue descubierta una nueva especie de serpiente venenosa en Pampas de Heath. Menciona, además, que hay otras dos especies nuevas para la ciencia y otras cuatro registradas por primera vez en las áreas protegidas de Tambopata, las Pampas de Heath de Bahuaja Sonene y la Estación Biológica Los Amigos.

Hydrops triangularis

La serpiente Hydrops triangularis habita en 12 países de Sudamérica y El Caribe. Foto: Emanuele Biggi.

Según el estudio, estos registros se obtuvieron en una región que ha sido el foco de numerosos inventarios herpetológicos durante varias décadas. Sin embargo, el hallazgo demuestra la necesidad de realizar más investigaciones en campo.

Rudolf von May, autor principal de la investigación, explica que la distribución geográfica de la Hydrops triangularis es amplia e incluye varias áreas naturales protegidas. “En el Perú, esta especie ha sido registrada en las regiones de Loreto, Ucayali y Madre de Dios”.

El científico agrega que el hábitat de esta y muchas otras especies enfrenta serias amenazas, la más grave es la minería de oro. “Tanto Hydrops triangularis como otras especies de serpientes acuáticas, además de un gran número de peces, están expuestas a la contaminación causada por la minería aurífera”.

Von May menciona que, además de la Hydrops triangularis, en esta zona se han registrado otras especies de serpientes acuáticas o semi-acuáticas incluyendo la  Pseudoeryx plicatilis, Helicops angulatus, Micrurus surinamensis y la anaconda (Eunectes murinus). “Estos animales habitan aguajales, cochas y otros ambientes acuáticos que son esenciales para otras especies como tortugas, caimanes, nutrias, lobos de río y cientos de peces”.

César Aguilar, del departamento de Herpetología del Museo de Historia Natural de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos, explica que un nuevo registro significa la ampliación del rango del hábitat de la especie. Esto es muy importante para la categorización de cualquier especie por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza.

“La UICN considera criterios de abundancia y distribución. Cualquier nueva información sobre una especie permite actualizar su estado de conservación o de amenaza —precisa— y en este caso se trata de una buena noticia”. De esta forma —dice Aguilar— cada país, y en este caso Perú, define las medidas que debe adoptar para proteger su biodiversidad.

El artículo original de Yvette Sierra Praeli fue publicado en Mongabay Latam. Puedes revisarlo aquí.

Si quieres conocer más sobre la situación ambiental en el Perú, puedes revisar nuestra colección de artículos. Y si quieres estar al tanto de las mejores historias de Mongabay Latam, puedes suscribirte al boletín aquí o seguirnos en Facebook, Twitter, Instagram y YouTube.

Tags Relacionados:

Rana

Serpiente

Carabaya

Leer comentarios ()

SubirIr aúltimas noticiasIr a Somos

Mantente siempre informado y disfruta de cientos de beneficios exclusivos del CLUB EL COMERCIO

¡SÉ PARTE DEL CLUB EL COMERCIO!

SUSCRÍBETE AQUÍ
Ir a portada