Redacción EC

Por Ximena Arrieta

La cultura peruana no está solo en nuestra gastronomía, música y danzas. También la encontramos en las prendas de vestir tradicionales de distintas partes del país, las cuales se han mantenido con el paso de los años pero que hoy, poco a poco, van perdiendo vigencia.

Ante esta situación, Griela Perez decidió poner su granito de arena para que nuestra hermosa tradición textil no vaya cayendo en el olvido. Fue así como nació , un proyecto que busca demostrarle al mundo que se puede ser “fashion” luciendo un producto netamente peruano.

“Queremos rescatar el traje típico de los Andes creando un efecto boomerang, ya que siempre hay una influencia de la moda de la ciudad. Si hacemos que las polleras sean parte del guardarropa de hoy, cabe la posibilidad de que se vuelvan a usar en su lugar de origen”, explica Griela.

Agustina, su hija, es la inspiración y quien le da el nombre al proyecto. La primera vez que Griela vio el proceso de bordado de una pollera mientras caminaba por un mercado de Huánuco, quedó encantada y solo quiso que su pequeña luciera una. Luego del éxito de su look en las fiestas infantiles, los pedidos no pararon de llegar.

Las Polleras de Agus trabaja con bordadores de comunidades como Quiquijana, Combapata y Pampawasi de Cusco y otras de Huancayo y Huamanga. “Es gratificante incentivar a que más gente viva de su arte, arte que han heredado de su familia generación tras generación”, asegura Perez.

Este trabajo directo con los bordadores enriquece la pollera pues cada comunidad pone un poco de su cultura en la prenda: cada bordado tiene una característica y un mensaje. Además, al utilizar la técnica original y no una matriz, el producto es una pieza única.

Los materiales con los que se trabajan las polleras también son los originales como lanetón o bayetilla, hechos a base de lana de oveja. Pero si el pedido va a un lugar con un clima más cálido, la prenda se puede hacer con polypima, tela que combina algodón con poliéster.

Con Las Polleras de Agus, Griela busca cambiar la imagen que se tiene de las polleras: dejar de verlas como un traje típico de la sierra y empezar a percibirlas como una pieza de tendencia étnica. “Son perfectas para las personas que les gusta el estilo Boho Chic. Una buena combinación es una pollera multicolor con una camisa de jean, leggins negros y unas converse”, recomienda.

Y si te encanta el concepto pero no te animas a lucir una falda, Las Polleras de Agus ofrece otras alternativas contemporáneas con las mismas inserciones de paños bordados como bolsos, vanités y casacas. También cuentan con accesorios como fundas para cojines, pies de cama, delantales, guantes y fundas para laptop.

Griela comenta que algunas novias también se animan a darle el toque de color a sus vestidos, ya sea luciendo una pollera tradicional o aplicaciones bordadas en sus trajes. “Hemos tenido novias que han nacido en la sierra y hoy viven fuera y es una bonita manera de reconectarse con sus raíces”.

¿Quieres conocer más sobre Las Polleras de Agus? No dejes de visitar su y seguirlas en . Y si te animas a comprar, hacen entrega por courier a domicilio.

 

TAGS RELACIONADOS