Mauricio Fiol y los escenarios que afrontaría tras contraprueba
Mauricio Fiol y los escenarios que afrontaría tras contraprueba

La lucha de recién empieza. Hoy, en principio, se debería estar abriendo la muestra B para iniciar el proceso de contraprueba en su caso de antidopaje durante los .

“Hacer la contraprueba es una decisión contraria a la que se había tomado en un principio, pero ya que el deportista insiste en que él es inocente y no ha tomado ninguna sustancia prohibida creo que es consecuente pedir la muestra B esperando que lleguemos a la verdad”, explica José Quiñones, presidente del Comité Olímpico Peruano.

Este segundo análisis es mucho más detallado y mostrará, de reafirmar el resultado positivo, no solo si es que Mauricio Fiol ingirió vía oral o se inyectó el Estanozolol, sino que, además, señalaría “una fecha más o menos exacta de cuándo ingresó al cuerpo del deportista”, dice Quiñones.

Hoy, en el laboratorio antidopaje de Montreal, se abrirá la muestra B de Fiol –que se encuentra lacrada– frente a un veedor independiente que asegurará que no ha sido dañada. Los resultados de esta contraprueba se conocerían dentro de 4 a 6 días según el funcionario deportivo. Teniendo en cuenta lo que arrojen los análisis y el Código Mundial Antidopaje, estos son los posibles escenarios con los que tendría que lidiar nuestro principal nadador:

(Foto: AFP)

Mauricio Fiol se quedó sin medalla de plata por salir positivo en la prueba antidoping. (Foto: AFP)

SI SALE NEGATIVO

1. Se levanta sanción. Si el análisis de la muestra B no confirma el resultado de la muestra A, al deportista se le levanta toda suspensión y podría reintegrarse a la competición. En el caso de Mauricio, si bien las pruebas de natación en los Juegos Panamericanos ya terminaron, este recuperaría su medalla de plata. Además, serían nuevamente aptas las marcas clasificatorias que logró en 100 y 200 metros /mariposa para Río 2016.

SI SALE POSITIVO

2. Aceptar el resultado. Mauricio acata el positivo que arrojan ambas muestras. El haber pedido el análisis de la contraprueba no implica un aumento de la sanción, algo que su entorno sí creyó en un principio y que hizo que se negaran a solicitarla al inicio.

3. Apelar a un atenuante. Con el análisis de la muestra B llegan los detalles. Y con estos la posibilidad de armar una defensa en busca de la anulación o disminución de la suspensión. Fiol contrata a un abogado que arma su caso con pruebas en mano (análisis de lotes de suplementos nutricionales, por ejemplo) al saber con mayor certeza cómo pudo haber entrado la sustancia al cuerpo del nadador. Si se demuestra un sabotaje por parte de un competidor, se anula la sanción. En principio, si se prueba que existió un error en el etiquetado o contaminación de los suplementos nutricionales, o que el médico personal o entrenador del deportista le dio una sustancia prohibida sin conocimiento del deportista, la sanción se mantiene. Pues, la Asociación Mundial Antidopaje, en el artículo 10.4 de su código, explica: “los deportistas son responsables de lo que ingieren y del comportamiento de las personas a las que confían la responsabilidad de sus alimentos”. Eso sí, cada caso es único y si se arma una buena defensa, la reducción de la sanción es posible.

4. La última chance. En caso, el juicio de Fiol no tenga un resultado favorable para el deportista, el peruano puede apelar al Tribunal Arbitral del Deporte (TAD). “Esta audiencia es algo así como una segunda instancia. Eso sí, cuesta unos 30 mil dólares”, explica Quiñones. Para el deporte peruano, el mejor escenario es, definitivamente, saber la verdad.

LEE TAMBIÉN...