"'Jotitas' no jugarán con la medalla puesta", por Elkin Sotelo
"'Jotitas' no jugarán con la medalla puesta", por Elkin Sotelo
Redacción EC

Tapas, dinero, féminas, agentes... todas estas dificultades lamentables, pero reales y que se incrementan con el tiempo (en todo país), son filtros en el fútbol. Chico que lo supera, chico que triunfa. . Cada muchacho es una historia distinta. La protección familiar a esta edad es pilar del éxito, pero termina en corto tiempo. Después el jugador camina solo y es imposible encapsularlo de los factores externos y las bacterias que rodean a este deporte.

Hoy la selección juvenil con categorías 99 () y 98 () forman un pelotón de unos 34 jugadores con potencial para ser útiles a la Sub 17 que irá al Sudamericano del próximo año. Algunos se irán descartando como en cualquier proceso y solo la persistencia y obstinación llevaría a contados a reinsertarse en el mercado a la edad en que inicien el profesionalismo.

Los que vayan superando los filtros mencionados con integridad e inteligencia, empezarán a emigrar. Es un momento clave porque hay que decidir con sabiduría y con un plan de carrera, no con prisa por el dinero. A otros, tal vez solo les alcance para continuar en el medio local e igual deben hacer de eso una fortaleza porque no jugarán con la medalla puesta. Tal vez eso sea lo primero que deban aprender.

FPF y clubes tendrían que apostar con firmeza para identificar que esta generación los puede sacar de las derrotas. Inicialmente dotar a sus categorías de entrenadores especializados y financiar giras internacionales constantes. Es otro de los filtros que tiene el fútbol: los que aguanten ese rigor en el tiempo, estarán listos para aspirar a un objetivo mayor.

Analizar las bondades técnicas de chicos como Pacheco o Gil me parece ocioso. El potencial mayor de esta experiencia en ellos está en conocer la victoria y alistarse para futuras derrotas importantes. Esto les engrosa el cuero y la fortaleza mental se forja a esta edad. Si son veloces, si tienen regate o sin patean fuerte, son detalles insignificantes hoy. Han aprendido a hacer grupo y a sacrificarse. Ahora conocerán el fútbol.

No te pierdas