Centro de operaciones. Combustible salía del grifo del Coede, ubicado en la Escuela Militar. (Foto: Violeta Ayasta/GEC)
Centro de operaciones. Combustible salía del grifo del Coede, ubicado en la Escuela Militar. (Foto: Violeta Ayasta/GEC)
Juan Lara Vásquez

Los apodaron Los Capos del Diésel y en solo cinco años habrían obtenido S/3,5 millones por el robo sistemático de 500 mil galones de petróleo del Ejército del Perú (EP).

En una operación ejecutada la madrugada de ayer por la Policía Nacional del Perú (PNP) y el Ministerio Público, se detuvo a 21 miembros del Ejército y uno de la PNP por presuntamente pertenecer a esta organización criminal. Entre los detenidos figuran cuatro generales EP y otros altos oficiales y suboficiales de la institución castrense.

Según la denuncia de la fiscalía, los detenidos habrían sustraído ilegalmente el combustible de varias instituciones militares entre el 2013 y el 2018.

En la operación se allanaron 25 escuelas de formación, especialización y capacitación del Ejército, y participaron 450 agentes de la Región Policial de Lima, Callao, Huancavelica, Tarapoto, Arequipa, Junín y el Frente Policial Vraem. También intervinieron 70 fiscales especializados de la Fiscalía Anticorrupción Lima-Sur, dirigidos por el magistrado a cargo del caso, Hugo Freddy Minaya Paulino.

La intervención se efectuó en atención a una resolución con fecha del 5 de diciembre del 2019, emitida por la jueza Katya Cabanilla Díaz, a cargo del Segundo Juzgado de Investigación Preparatoria sede Villa Marina II.

Los cuatro generales EP que encabezan la lista de detenidos son el general de división EP (r) Augusto Javier Villarroel Rossi, general de brigada EP Jaime Reynaldo Llanos Barrón, general de división EP Carlos Martín Mayca Vásquez y el general de brigada EP Moisés Wilfredo Chávez Farfán.

Más de 450 policías y 70 fiscales especializados en anticorrupción participaron en la operación. Se allanaron casas de oficiales involucrados. (Fiscalía de la Nación)
Más de 450 policías y 70 fiscales especializados en anticorrupción participaron en la operación. Se allanaron casas de oficiales involucrados. (Fiscalía de la Nación)

Todos los intervenidos permanecerán bajo detención preliminar durante diez días en la sede de la Dirección de Criminalística de la PNP (Dirincri), en la Av. España. Ellos son investigados por los delitos de corrupción de funcionarios en la modalidad de peculado doloso en agravio del Estado, informó el fiscal superior anticorrupción Omar Tello Rosales.

Tras este período, la fiscalía solicitaría la prisión preventiva para ellos.

También se incautaron diez celulares y abundante documentación que servirá para la investigación.

En un comunicado, el Comando Conjunto del Ejército informó que ha iniciado una investigación interna. “Se ha dispuesto que la Inspectoría [General del Ejército] inmediatamente tome las acciones correspondientes de acuerdo a sus funciones y atribuciones”, indicaron.

—Cómo operaban—

Tras salir de una instalación militar en Chorrillos, el fiscal Tello Rosales explicó que las investigaciones se iniciaron en abril del 2018, cuando se descubrió una organización criminal formada por oficiales del Ejército que retiraba petróleo del grifo del Comando de Educación y Doctrina del Ejército (Coede).

Los miembros de esa organización habían acondicionado la miniván de placa AUH-492 para almacenar hasta 500 galones de combustible, que eran retirados hasta 10 veces por semana para luego ser vendidos en grifos privados.

En esa ocasión, se detuvo al entonces administrador del grifo del Coede, el suboficial EP Javier Sulca Chate. Esta modalidad se repitió en el grifo Héctor Vásquez Astengo, ubicado en el Fuerte Militar General de División Rafael Hoyos Rubio, en el Rímac.

Luego, en mayo de este año, la Dirección de Investigación contra la Corrupción de la PNP detuvo a otro grupo de oficiales y suboficiales que laboraban en la unidad de abastecimiento del Ejército. Según la denuncia fiscal, ellos pertenecerían a la misma organización criminal.

Aquella vez, los intervenidos fueron los comandantes EP Felipe Benites Sotomayor y Javier Palacios Chauca, quienes se desempeñaron como jefes del Batallón de Intendencia y Abastecimiento y Mantenimiento del Ejército entre el 2016 y el 2018.

Además, se detuvo a la exadministradora del grifo del Coede, la capitán EP Lilian Peralta Mendoza, y a los suboficiales César Hernández Gutiérrez y Luis Maldonado Berrú, quienes laboraban en el mismo local. El exadministrador del grifo del fuerte Hoyos, el suboficial (r) Ceferino Cadillo Quiñones, también fue arrestado.

—Caso Donayre—

En noviembre pasado, el excongresista Edwin Donayre fue recluido en el penal Miguel Castro Castro, en San Juan de Lurigancho, tras permanecer casi seis meses prófugo de la justicia, para cumplir una sentencia de cinco años de prisión por el caso del ‘gasolinazo’.

La Sala Suprema Penal Permanente ratificó la culpabilidad de Edwin Donayre por el delito contra la administración pública, en la modalidad de peculado, por el robo de combustible cuando estuvo a cargo de la Comandancia de la Región Militar Sur del Ejército del Perú en el 2006.

El exparlamentario Edwin Donayre fue detenido por la Policía Nacional del Perú tras permanecer casi 6 meses prófugo de la justicia.
El exparlamentario Edwin Donayre fue detenido por la Policía Nacional del Perú tras permanecer casi 6 meses prófugo de la justicia.