La minería es uno de los sectores con el mayor peso dentro del PBI. (Foto: El Comercio)
La minería es uno de los sectores con el mayor peso dentro del PBI. (Foto: El Comercio)
Israel Lozano Girón

El año pasado comenzó el trabajo del Instituto Nacional de Estadística e Informática () para actualizar el año base utilizado en el cálculo del Producto Bruto Interno (), esto en vista que el vigente usa data del 2007. El objetivo es revisar la composición de la en vista que en más de 10 años existen sectores más desarrollados y que merecen un mayor peso en el cálculo.

En esa línea, el jefe del INEI, José García Zanabria, recalcó que este será un trabajo de largo aliento. “Todos los cambios del año base no se hacen de un año para el otro. En promedio tomará entre 4 a 5 años el cambio del año base”, aseveró.

Adelantó que algunos sectores no tendrán la misma ponderación en el cálculo del PBI y ese es el caso de la . “En el 2008 los precios de los minerales se elevaron bastante. Eso hizo que la minería tenga un peso considerable. Esto [el ciclo de precios] ya disminuyó y los precios han bajado. Entonces, la incidencia y la ponderación de la minería en el próximo año base será menor”, dijo.

Por el contrario, existen sectores que ganaron mayor peso debido a su desarrollo. “Los servicios, por ejemplo, que se han incrementado en mayor proporción. Para tener el dato exacto, debe rehacerse una investigación y se harán los estudios especiales. Eso pasa cada vez que transcurre el tiempo”, afirmó.

ELECCIÓN DEL AÑO

El INEI recogerá data estadística de todos los sectores mediante encuestas y luego de ello determinarán cuál será el año base. Lo que buscará la entidad es fijar un año que “se catalogue como normal”; algo que no pasó en el 2007 según el jefe del INEI porque dicho año “fue afectado por los ” de los minerales.

“Estamos acopiando la información y el año base no se ha definido. Puede ser el 2018,2019 o el 2020”, acotó.

En la misma línea, la entidad buscará incorporar un año base móvil con el propósito de que la medición no pierda vigencia en el tiempo. “Así cada año podamos introducir nuevas empresas, nuevos productos y de todas maneras hacer un cambio de año base más actualizado. Todo con una periodicidad determinada”, dijo.