En volumen, las unidades vendidas durante la campaña crecieron 113%. (Foto: GEC)
En volumen, las unidades vendidas durante la campaña crecieron 113%. (Foto: GEC)
Redacción EC

Las ventas en el canal online durante el último crecieron 132% con respecto a la campaña de 2019, según un análisis realizado por GfK Perú.

El estudio afirma que este comportamiento demuestra que el consumidor peruano considera al como una alternativa práctica y económica para realizar compras.

MIRA: Comercio digital: ¿Por qué las empresas no habrían “dado la talla” con envíos durante la cuarentena?

GfK reveló que las ventas en el canal online, durante la última campaña de comercio electrónico de julio, superaron los S/ 150 millones, un crecimiento de 132% con respecto a la misma campaña del año pasado, que sumó S/ 66 millones.

En cuanto a unidades vendidas en la campaña comercial de este año, aumentaron en un 113% respecto al año anterior, pasando de más de 71,000 productos a más de 153.000 unidades colocadas.

Respecto a los tickets de venta promedios de esta campaña, la categoría de electro lo situó en S/ 1.021.

“Este ticket promedio refuerza la tendencia de los consumidores por adquirir productos con mayores especificaciones o tecnologías que no solo le simplifiquen la vida, sino que también están asociados al entretenimiento, factores que han ganado predominancia dado el confinamiento social”, explicó Jean Vargas, Retail Manager en GfK Perú.

Otra categoría que tuvo un comportamiento interesante en cuanto al ticket promedio fue la de descanso (juego de cama, colchones y accesorios), pues llegó a los S/ 850.

PRODUCTOS MÁS VENDIDOS

Según el análisis de la consultora, la línea marrón (productos de audio y video) fue la más vendida, alcanzando ventas de hasta S/ 48 millones y 50% más de unidades vendidas respecto a la campaña anterior. En segundo lugar están los productos de computación con ventas de hasta S/ 34 millones y 122% más de unidades vendidas.

Por su parte, las familias de línea blanca y móviles, lograron ventas por S/ 32 millones y S/ 20 millones cada una, y un crecimiento de 157% y 213% más de unidades vendidas, respectivamente.

El rubro de descanso generó ventas por más de S/ 13 millones y un crecimiento en unidades vendidas de 138%. Finalmente, los artículos de pequeños electrodomésticos alcanzaron ventas por más de S/ 3 millones, creciendo en 144% unidades vendidas respecto al año anterior.

Haciendo un zoom en las categorías con mejor comportamiento, los televisores, celulares liberados, laptops, lavadoras, cocinas, refrigeradoras y juegos de cama representaron el 87% de las ventas de todo el sector Electro.

La categoría de televisores fue la más vendida, pues representó el 30% de la venta total, impulsada especialmente por los Smart TV y los televisores de más de 50 pulgadas. En segundo lugar se ubican las laptops, que componen el 17% del total de venta total.

“Esta categoría se ha visto fuertemente impulsada por ser consideradas como una vía de entretenimiento y no solo como una herramienta de trabajo y estudio”, apuntó el experto.

La tercera categoría más vendida fue la de celulares liberados, que representó un share de 13%. “Hemos podido ver que aquellos móviles que superan las 5.6 pulgadas son los preferidos por los consumidores ya que no son considerados solo como un medio para comunicarse, sino porque cumplen funciones de entretenimiento, trabajo, fotografía, entre otros”, anotó Vargas.

Finalmente, las categorías de lavadoras y refrigeradoras representaron cada una un share del 8% de la venta total; mientras que los juegos de cama y cocina alcanzaron un 6% y 5%, respectivamente.

COMPORTAMIENTO DEL CONSUMIDOR PERUANO

Según datos del estudio Consumer 3D de GfK Perú, el especialista considera que el peruano está optando por adquirir productos de entretenimiento para dentro de la casa y que le faciliten las tareas del hogar, espacio donde están pasando más tiempo a causa de la cuarentena.

Además, señala que los consumidores se inclinan cada ves más por productos con mayores especificaciones y están haciendo un esfuerzo por comprar productos de una gama más alta.

Finalmente, el estudio señala también que el 62% de los usuarios indicó una preferencia hacia el despacho de productos a sus hogares más que al recojo en tienda. Además, el nivel socioeconómico que más compra por este canal es el A con un 58%.

“Estos resultados presentan como reto para los retailers mejorar su logística, de modo que los productos lleguen en un menor tiempo y asegurándose que la compra corresponda con el pedido del consumidor”, puntualizó.

TE PUEDE INTERESAR