Redacción EC

En la ciudad de Mitchell en Dakota del Sur, Estados Unidos, hay un palacio muy singular. Aunque esté hecho de ladrillos y cemento como cualquier otra construcción, lo que hace único al es que sus paredes están cubiertas por miles de granos de maíz, corontas y hierbas de distintos colores.

 (Foto: Shutterstock)

(Foto: Shutterstock)

Cada año, durante la temporada de cosecha en primavera, el Corn Palace cambia su fachada por una nueva. Los granos de maíz y corontas son usados no solo como “pintura”, sino también para crear obras de arte que van de acuerdo a una temática específica. Todo ese trabajo es lo que la ha convertido en una de las atracciones más visitadas de la zona.

El primer Corn Palace fue construido en 1892 como parte de un festival para motivar a que las personas vivan en la zona. Luego, con el aumento de la población, construyeron otros palacios más grandes en 1905 y en 1921, que es el que permanece hasta el día de hoy. En 1937 se añadieron los domos de estilo ruso para hacerlo resaltar aún más.

 (Foto: Robin Zebrowski / Flickr bajo licencia de Creative Commons)

(Foto: Robin Zebrowski / Flickr bajo licencia de Creative Commons)

Además del festival anual del maíz, el Corn Palace tiene un auditorio en su interior que es usado para eventos culturales como exhibiciones, presentaciones de danza, banquetes, fiestas y encuentros deportivos. El alquiler del lugar sirve para solventar los gastos de su manutención después del festival.

 

TAGS RELACIONADOS