Un adolescente recibe una dosis de la vacuna Pfizer-BioNTech contra el coronavirus COVID-19 en Quito, Ecuador, el 21 de julio de 2021. (RODRIGO BUENDIA / AFP).
Un adolescente recibe una dosis de la vacuna Pfizer-BioNTech contra el coronavirus COVID-19 en Quito, Ecuador, el 21 de julio de 2021. (RODRIGO BUENDIA / AFP).
Agencia EFE

Agencia de noticias

La vacuna del de Pfizer/BioNTech es altamente efectiva en adolescentes, según un centrado en la variante Delta del SARS-CoV-2 y que muestra que en los jóvenes totalmente vacunados el riesgo de enfermedad sintomática disminuyó un 93% en comparación con los no vacunados.

MIRA: Delta Plus: la nueva mutación del coronavirus que está causando un número creciente de infecciones en Reino Unido

El trabajo se publica en la revista “” con datos de población adolescente de Israel, y su responsable es el Instituto israelí de Investigación Clalit, en colaboración con la Universidad de Harvard (Estados Unidos).

El análisis proporciona la mayor evaluación publicada sobre la efectividad de una vacuna contra la COVID-19 entre los adolescentes, en un entorno de vacunación masiva a nivel nacional, y supone el primer estudio de este tipo en el que la variante delta era dominante, afirma un comunicado del centro de investigación Clalit.

MIRA: Vacuna COVID-19 | Tercera dosis de Pfizer/BioNTech tiene 95,6% de eficacia

El estudio tuvo lugar entre el pasado 8 de junio y el 14 de septiembre, coincidiendo con la cuarta ola, durante la cual la variante Delta fue dominante para las nuevas infecciones en el país.

Los investigadores revisaron los datos de 94.354 adolescentes vacunados de entre 12 y 18 años.

MIRA: COVID-19 | La FDA aprueba dosis de refuerzo de Moderna y J&J y uso combinado de vacunas

Estos fueron cuidadosamente emparejados -explican los autores- con 94.354 adolescentes no vacunados en función de un amplio conjunto de características demográficas, geográficas y de salud asociadas con el riesgo de infección, el riesgo de enfermedad grave o el estado de salud.

Los resultados muestran que en los adolescentes totalmente vacunados (entre 7 y 21 días después de la segunda dosis), el riesgo de COVID-19 sintomático disminuyó un 93% en comparación con los no vacunados, mientras que el riesgo de infección documentada disminuyó un 90%.

En el período inmediatamente anterior a la segunda dosis (días 14 a 20 después de la primera dosis), la efectividad de la vacuna fue menor, pero aun así sustancial: el riesgo de COVID-19 sintomático disminuyó un 57% en los individuos vacunados, y el riesgo de infección documentada un 59%.

No hubo datos suficientes para proporcionar una estimación sobre la reducción de la incidencia de la enfermedad grave, la hospitalización y la mortalidad, ya que estos resultados son poco frecuentes entre los adolescentes, precisa la nota del centro.

El autor principal del estudio y director de Clalit, Ran Balicer, señala que estos resultados muestran de forma convincente que, una semana después de la segunda dosis, esta vacuna es altamente eficaz contra el COVID-19 sintomática y contra todas las infecciones documentadas en adolescentes.

”Estos datos deberían facilitar la toma de decisiones individuales informadas sobre la relación riesgo-beneficio y, en nuestra opinión, constituyen un sólido argumento a favor de la opción de vacunarse, especialmente en los países en los que el virus está actualmente extendido”, añade.

Para Ben Reis, del Hospital Infantil de Boston y de la Facultad de Medicina de Harvard, “hasta la fecha, uno de los principales factores de indecisión en la vacunación ha sido la falta de información sobre la efectividad de la vacuna”.

”Este cuidadoso estudio epidemiológico proporciona información fiable, que esperamos sea útil para quienes aún no se han decidido por la vacunación”.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

VIDEO RELACIONADO

EEUU acepta viajeros con mezcla de vacunas

TE PUEDE INTERESAR:

Síguenos en Twitter: