Aún no está claro el origen exacto del SARS-CoV-2. (GETTY)
Aún no está claro el origen exacto del SARS-CoV-2. (GETTY)
Agencia AFP

Agencia de noticias

El riesgo de que aparezcan “mutaciones escapistas” del coronavirus, es decir, resistentes a la protección que da una vacuna contra el , aumenta a medida que avanza la inmunización de la población, advierte un estudio científico presentado este viernes en Austria.

MIRA: COVID-19 | Los precios de las vacunas Pfizer y Moderna aumentan tras adaptación a variantes

Los investigadores del Instituto de Ciencia y Tecnología (IST), con sede cerca de Viena, aseguran que es necesario seguir manteniendo las “medidas no farmacéuticas” contra la pandemia.

Se refieren así al uso de mascarillas y al respeto de la distancia física entre las personas, para evitar la aparición de variantes escapistas.

MIRA: Israel inicia el desarrollo de una vacuna oral contra el COVID-19

En este sentido, el estudio de IST aconseja a las autoridades sanitarias de todo el mundo replantearse las medidas actuales para combatir la pandemia de el COVID-19.

“La aparición de variantes resistentes a las vacunas puede producirse con demasiada rapidez como para que los actuales procesos de vacunación puedan paliar las consecuencias sanitarias, económicas y sociales de la pandemia”, advierten los científicos en un comunicado.

MIRA: Una batalla de variantes del virus en el Perú, por Elmer Huerta
El coronavirus, como otros virus, muta de manera natural. (GETTY IMAGES)
El coronavirus, como otros virus, muta de manera natural. (GETTY IMAGES)

En la investigación, cuyos resultados fueron presentados en una rueda de prensa ‘online’ y publicados en la revista especializada “Scientific Reports”, el equipo dirigido por Fyodor Kondrashov y Simon Rella estudió la probabilidad de propagación de las variantes escapistas en diferentes condiciones.

La principal conclusión parece paradójica a primera vista, pues el riesgo de que la pandemia vuelva a estar fuera de control debido a variantes resistentes sería especialmente alto cuando más de la mitad de la población está vacunada.

Según Kondrashov, si bien “es difícil de predecir” la evolución futura, sí “se puede afirmar claramente” que es más probable que un patógeno como el virus SARS-CoV-2 desarrolle una mutación que supere una defensa inmunitaria creada mediante la vacunación si se le dan tantas oportunidades como sea posible para hacerlo.

Cada persona infectada a través del proceso pandémico “es como un minibiorreactor o un “minicriadero” de una nueva variante, destacó Rella.

Esta situación no merma el papel de las vacunas, que no dejan de ser “nuestra mejor opción” para prevenir el COVID-19, añadió el investigador ruso.

El SARS-CoV-2 ha estado circulando por el mundo ya más de año y medio, y ha infectado a cientos de millones de personas. Como nadie tenía defensas contra este virus, logró sobrevivir. (Ilustración: Giovanni Tazza)
El SARS-CoV-2 ha estado circulando por el mundo ya más de año y medio, y ha infectado a cientos de millones de personas. Como nadie tenía defensas contra este virus, logró sobrevivir. (Ilustración: Giovanni Tazza)

Pero también resaltó la importancia de que las campañas de inmunización de la población se desarrollen “de la forma más rápida y amplia posible, y a escala mundial”.

Los cálculos mostraron que el momento en el que es más probable que se imponga como dominante una variante escapista del virus es cuando se había vacunado por completo a cerca del 60% de una población simulada de diez millones de personas.

Por eso, lo más recomendable es que las personas vacunadas continúen aplicando medidas preventivas, como el uso de mascarillas protectoras que cubren boca y nariz, o el mantenimiento de una distancia física razonable con otras personas, hasta el fin de la campaña de vacunación.

“Nuestro modelo también muestra que si la campaña de vacunación está cerca de su conclusión y se mantienen las intervenciones no farmacéuticas, existe la posibilidad de que las mutaciones resistentes a la vacuna se eliminen completamente”, dijo Rella durante la presentación.

Las medidas preventivas no solo tienen sentido para evitar la propagación del virus, sino que también protegen al individuo, ya que “siempre es posible” que una persona vacunada se contagie con una variante resistente que no había sido aún detectada, concluyó el joven investigador.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

VIDEO RELACIONADO

Sanamente: vacunas para adolescentes
Sanamente: vacunas para adolescentes

TE PUEDE INTERESAR:

Síguenos en Twitter:

TAGS RELACIONADOS