Los camiones (y también los buses) deberán circular solo por los dos carriles de la derecha en la Panamericana Sur. La vía ha sido señalizada. (Alessandro Currarino / El Comercio)
Los camiones (y también los buses) deberán circular solo por los dos carriles de la derecha en la Panamericana Sur. La vía ha sido señalizada. (Alessandro Currarino / El Comercio)

Transportistas de carga pesada acatarán el próximo viernes 10 de octubre un paro nacional de 24 horas en rechazo al plan de ‘’, implementado por la Municipalidad de Lima desde el 10 de setiembre pasado.

Geovani Diez, presidente del gremio de Transporte y Logística del Perú & América (GTL), precisó que la medida de fuerza también tiene como eje protestar contra los peajes, que solo en la capital suman 18 entre las concesionarias Rutas de Lima y Lamsac.


En diálogo con El Comercio, informó que se espera la participación de la mayoría de las 246 mil empresas de transporte que operan en el país. “Estamos casi seguros de que vamos a llegar a todas las empresas porque se han sumado todos los gremios de transporte y logística a nivel nacional”, dijo.

Además, estima que durante el paro de 24 horas solo del Callao dejará de salir e ingresar el 70% de las exportaciones que se realizan en el país. “Solamente en comercio exterior habrá una pérdida de 140 millones de dólares y, si a eso le sumamos la carga de otras provincias y ciudades, obviamente el impacto va a ser muy fuerte”, indicó.

El último sábado, la Municipalidad de Lima amplió por 30 días del periodo de marcha blanca del plan de restricción vehicular ‘pico y placa’ para camiones.  Luego de este periodo, la sanción por infringir la disposición será de S/336.

El plan consiste en la restricción de la circulación de estos vehículos según el número de matrícula, desde las 6:30 a.m. a las 10 a.m. Se aplica solo en la Panamericana Sur, en el tramo que va desde Mateo Pumacahua, en Villa El Salvador, hasta El Derby, en Santiago de Surco. Los camiones cuyas matrículas acaben en cero o número par no pueden transitar por esa vía los lunes, miércoles y viernes, y los que tienen número impar, la restricción es los martes, jueves y sábados.

Según el representante de los transportistas, esta medida les genera sobrecostos y pérdidas económicas por demoras en el traslado de mercancías. En esa línea, considera que la restricción no ha sido estudiada por la comuna metropolitana y se realizado sin considerar el nivel afectación a este sector.

“Ya no le creemos [a la Municipalidad de Lima], la medida está tomada. Estamos dispuestos a dialogar, pero queremos ver que en consenso y en el trabajo de análisis podamos ser partícipes y hasta el momento no nos han llamado”, agregó.

Fuentes de la comuna informaron a este Diario que en las últimas semanas se han registrado “varias” reuniones con gremios de transportistas para recoger sus aportes respecto al ‘pico y placa’.

En opinión de Erick Fisher, presidente de Asociación de Exportadores
(ADEX), esta medida de fuerza le envía un mensaje a la comuna debido a la ausencia de comunicación y coordinación con el sector privado respecto una restricción que regula flujos de transporte que tienen que ver con la dinámica económica del país, desde procesos de comercio interno hasta exportación.

“Entiendo que el alcalde de Lima [Jorge Muñoz] tiene buena intención, pero toma determinaciones sobre vías que están bajo el mandato del Ministerio de Transportes y Comunicaciones (MTC) y no han coordinado con ellos. Tampoco con la ATU”, señaló.

Por ello, considera que es necesario establecer una agenda consensuada entre las autoridades, sector privado y especialistas donde se lleguen a acuerdos con sustento técnico.

-PARO INDEFINIDO-
Diez adelantó que luego del paro de 24 horas se tiene programada una paralización indefinida desde el 13 de noviembre.

“Al pliego de reclamos por el ‘pico y placa’ y los peajes abusivos se suma el no cumplimiento del acuerdo que hicimos con las autoridades el 23 de febrero pasado, donde hay 7 puntos, entre ellos por el combustible, peajes e infraestructura, que hasta ahora no se han cumplido”, dijo.

Él se refiere a los acuerdos alcanzados entre el MTC y los representantes de transportistas de carga pesada luego del paro nacional que afectó el sur del país, especialmente la región Arequipa, durante una semana en febrero pasado. Entre lo acordado estaba una rebaja de S/ 0.59 por galón de diésel en planta a cargo de Petroperú, la suspensión del pago del peaje de Yauca (Arequipa) hasta que se restablezca el 70% de la vía y la ampliación del periodo educativo de la obligación de contar con GPS.

TAGS RELACIONADOS