Laura Urbina

colaboradora de El Comercio en Áncash

lauraurbinasa@gmail.com

Wilson Cisneros Cabos, suboficial del Ejército muerto en 1995 en la Guerra del Cenepa, cuyos restos habrían sido hallados recientemente en Amazonas, nació en 1966 en Chimbote (Áncash). Terminado el conflicto, se erigió un monumento en su honor, pero ahora luce abandonado y en mal estado.

La estatua del Cisneros fue reubicada en abril del 2014 en la berma central de la segunda cuadra de la avenida José Pardo, durante la gestión del ex alcalde de la Municipalidad Provincial del Santa, Luis Arroyo Rojas.

Antes de ello, el monumento estuvo abandonado y oxidado en el taller municipal durante varios años. En el 2009, la gestión municipal de Victoria Espinoza ordenó su retiro durante el desalojo de los comerciantes ambulantes del pueblo joven El Progreso.

En su actual ubicación, la estructura que lo sostiene es aprovechada por los ambulantes para vender su mercadería. Incluso cuando hay ferias (como una reciente por la fiesta de San Pedrito) la comuna cubre la imagen para colocar toldos.

Asunción Cisneros, padre del suboficial integrante del Batallón de Comando 19 del Ejército Peruano, dijo a este Diario que esta situación es para la familia "una ofensa". Recordó además que el monumento fue construido poco después de la Guerra del Cenepa, durante la gestión de el ex burgomaestre Guzmán Aguirre.

Síguenos en Twitter como

TAGS RELACIONADOS