(Foto: Anthony Niño de Guzmán / El Comercio)
(Foto: Anthony Niño de Guzmán / El Comercio)
Hugo Anteparra

Colaborador en San Martín

anteparrahugo@gmail.com

El fuerte dejó 600 damnificados y 150 viviendas colapsadas en el distrito de Sauce en la región, sin embargo, las cifras podrían incrementarse ya que la evaluación de daños continúa por las zonas aledañas donde también existen infraestructuras educativas afectadas.

Jaime Ríos Tapullima, coordinador del Centro de Operaciones de Emergencia Regional (COER), indicó que hasta el momento se viene reportando 150 viviendas inhabitables y 79 afectadas. Este lunes por la tarde llegó el primer cargamento de ayuda, enviada por el Gobierno Regional de San Martín, consiste en víveres, ropa y colchones, lo que servirá como paliativo a las familias que han perdido todo.

► 
► 

El Comercio recorrió las viviendas afectadas en las localidades de Sauce y Dos de Mayo, donde se constató que dos postes de alumbrado público se vinieron abajo. También resultaron afectados 300 metros de tuberías del sistema de agua potable, el desagüe colapsó y algunas infraestructuras educativas quedaron inhabitables como la Institución Educativa 0131 de Dos de Mayo. En la parte privada, dos hoteles también sufrieron serios daños.

.
.
.
.

Santiago Pisco Pisco y Rederinda Córdoba García es una pareja de esposos que considera que se salvaron de milagro, ya que a los pocos segundos que abandonaron su vivienda, esta se vino abajo destruyendo las cosas que tenían. Los demás damnificados también indicaron que, si demoraban 30 segundos en salir de sus casas, otra sería la historia.

.
.
.
.

Los moradores de Sauce y Dos de Mayo están preocupados porque desde las grietas del suelo está filtrando agua que afecta la base de sus viviendas y eso podría ocasionar que colapsen en cualquier momento, dos lujosos hoteles construidas a orillas de la Laguna Azul también se vieron afectados con el movimiento telúrico.

A pesar de la cantidad de familias afectadas y de estar a 50 kilómetros al sur este de Tarapoto, hasta el momento no llegan las carpas de Defensa Civil, es por ello que los damnificados no tienen donde pasar la noche y esperan que llegue el apoyo que les ofrecieron las autoridades.

.
.