Redacción EC

La pandemia que aún atraviesa el mundo no solo ha ocasionado un grave golpe a la salud, sino que también ha tenido un fuerte impacto en la economía y finanzas personales. Por esa razón, es necesario analizar qué se debe tomar en consideración antes de decidir gastar la totalidad de la o aguinaldo que como trabajadores recibiremos en el mes de diciembre.

REVISA AQUÍ: Conoce algunas recomendaciones para educar a niños con déficit de atención

Después de los tensos momentos vividos por causa del coronavirus, muchas personas piensan en realizar un viaje o una salida con sus familiares, e incluso comprar todas las ofertas que con esfuerzo promocionan las casas comerciales.

Pero lo que hay que analizar es si conviene gastar toda la gratificación o disponer solo de una parte de ella, pues nadie sabe con certeza si se mantendrá en su puesto de trabajo en el futuro. Hay, sobre este tema, un interesante abanico de posibilidades que te ayudarán a invertir.

MIRA ACÁ: Alimentación y diabetes: recomendaciones para tener un estilo de vida saludable

Por esa razón, El Comercio contactó al ingeniero económico Justty Ysla para que brinde consejos importantes y se puedan tomar mejores decisiones con este dinero adicional que se percibe en diciembre.

Ahorrar

Hay que designar un porcentaje de la gratificación para ahorrar, esa es la mejor opción que se debe tomar. Es bueno ser precavido ante esta ola de incertidumbre que se vive por la pandemia. Miremos el ejemplo de otros países que vienen siendo atacados por un rebrote del virus. ¿Estamos preparados financieramente si se da un rebrote?

Pagar deudas de crédito

Sin importar que hayas tenido ingresos fijos durante la pandemia, si tienes deudas, es el momento adecuado para amortizarlas o cancelarlas por completo. De esta manera estaremos evitando pagar intereses mayores a futuro, y tener la disponibilidad de poder utilizar la línea de crédito ante una eventualidad (o usar el dinero que no se pagaría en deudas de crédito para otro fin pertinente).

TE PUEDE INTERESAR | Cómo explica la ciencia que haya canciones que no olvidamos jamás

Educación

Antes, el tema educativo era tomado con pinzas por muchas personas, pues la poca disposición de tiempo y altos costos de capacitación, hacía que no sea tan fácil poder capacitarse. Sin embargo, ahora hay muchos más recursos de capacitación, y gracias a la pandemia (ver una oportunidad) la educación se diversificó (a través de las redes sociales) y los costos del mismo se vieron reducidos considerablemente, por lo que no hay excusa para llevar a cabo esa capacitación que hace mucho ronda por su mente.

Invierte en un negocio

Si algo nos ha enseñado esta pandemia, es que efectivamente muchos negocios cerraron o fueron a la quiebra; sin embargo, también hay varios ejemplos de negocios que se adecuaron al cambio y encontraron soluciones frente a esta situación adversa. Fueron capaces de analizar la demanda, el público objetivo y poder adecuar sus negocios a los nuevos requerimientos.

Evitar los ‘Gastos Hormiga’

El dinero se va sin saber en qué, esa es la definición más elemental de los gastos que no medimos por ser pequeños para ser considerados, pero que al final del día, sumando todo ello, representan un gran monto a ordenar en las finanzas.

Elabora un presupuesto semanal

De esta forma, podrás saber cuánto es lo mínimo de efectivo que necesitas para cubrir tus necesidades elementales y cuánto podrás ahorrar. Recordemos que los gastos superfluos abundan en todo el país, y tenemos que saber reconocerlos fácilmente, pues, de no identificarlos plenamente, podrían terminar erosionando por completo nuestra economía.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

VIDEO RECOMENDADO

Pilar Mazzetti: "segunda ola de COVID-19 en el Perú podría darse entre dos y seis meses"

TE PUEDE INTERESAR