Federico García (Cusco, 1937) es recordado como un intelectual que amaba su tierra. Él falleció a los 83 años. Fotos: Archivo Familiar/ Película Túpac Amaru.
Federico García (Cusco, 1937) es recordado como un intelectual que amaba su tierra. Él falleció a los 83 años. Fotos: Archivo Familiar/ Película Túpac Amaru.
Alfonso Rivadeneyra García

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

Este viernes 23 de octubre uno de los nombres más destacados del audiovisual peruano dejó de existir. Federico García Hurtado, director de películas como “La leyenda de Melgar" (1981) y “Túpac Amaru” (1984), dejó de existir a los 83 años.

Ya estás en los brazos de tu amada madre, papito, a quien le debes todo lo que eres como siempre decías; ya dejaste este mundo loco y te fuiste a crear nuevas historias mágicas y llenas de ti. Hasta siempre, papito lindo, te amo, estarás siempre en mi corazón”, indicó en Facebook Silvia García, hija del director.

El Comercio se comunicó con la familia del cineasta, que confirmó el fallecimiento a las 11:32 a.m. del viernes 23 de octubre, además de puntualizar que no el deceso no se debió al Covid-19. Pilar Roca, la esposa, dijo que en septiembre, cuando el Federico García cumplió años, ya se encontraba delicado de salud; pero aún así pudo pasar unos momentos con sus hijos.

LEE TAMBIÉN: Julio Ramón Ribeyro: así se hizo “Alienación”, el cortometraje basado en el cuento del escritor peruano

Roca indicó, por otro lado, que la película “Túpac Amaru” participó en el , esto por iniciativa de un nieto del director, Sebastián García. Ella manifestó su indignación debido a que la cinta no fue beneficiada, tal y como se aprecia en la resolución .

“Túpac Amaru”: película completa

El recuerdo del amigo

Por su parte, en conversación con este diario Reynaldo Arenas, protagonista de “Túpac Amaru”, describió a Federico García como un estudioso de la mitología andina; que tuvo gran interés en rescatar y revalorar la cultura peruana.

Era muy dadivoso, altruista, muy intelectual y preparado; además era poeta, identificado mucho con sus tradiciones y con sus costumbres, amaba al Cusco, orgulloso de ser, digamos, heredero de una sangre inca, un gran trabajador del cine, era un obrero del cine”; añadió Arenas.

TE PUEDE INTERESAR


TAGS RELACIONADOS