Esta revisión a la baja de la deuda en moneda extranjera ya se había dado por parte de Fitch en diciembre de 2020. (Foto: Reuters)
Esta revisión a la baja de la deuda en moneda extranjera ya se había dado por parte de Fitch en diciembre de 2020. (Foto: Reuters)
Redacción EC

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

La agencia calificadora de riesgos Fitch bajó la calificación de deuda en moneda extranjera peruana de BBB+ a BBB. Sin embargo, la perspectiva sobre esta calificación varió de negativa a estable. La razón a dichos cambios, según explicó la agencia en un comunicado, es por la erosión gradual de la fortaleza fiscal, la misma que se vio exacerbada por la pandemia del COVID-19.

Según la firma existe una expectativa de crecimiento más baja para la economía peruana, a lo que se suman los retos de la administración pública para afrontar las demandas sociales generadas tras la pandemia.

Mira: Silvia Monteza: “Sí es factible hacer cambios de algunos artículos económicos [de la Constitución]” | ENTREVISTA

Esta revisión a la baja de la deuda en moneda extranjera ya se había dado por parte de Fitch en diciembre de 2020, pero, luego de un proceso de apelación, ajustó la deuda a perspectiva negativa.

El índice de deuda del gobierno es sustancialmente más alto que en 2013 cuando subimos al Perú a ‘BBB +’ y los colchones fiscales líquidos se han agotado, erosionando la solidez del balance del gobierno del Perú en relación con sus pares”, explicó la compañía.

Fitch también resaltó que las tensiones políticas entre el gabinete del presidente de la República, Pedro Castillo, y los partidos de oposición en el Congreso pueden limitar la capacidad de aprobar reformas que mejoren el crecimiento y, por ende, que existan mejoras en las perspectivas económicas.

Mira: Restaurantes: aforo de 100% solo beneficiaría al 1% del sector y dejaría de lado a los pequeños locales

Los cambios de política propugnados por el partido de izquierda Perú Libre, del que es miembro el presidente, parecen entrar en conflicto con el modelo económico abierto, impulsado por las inversiones y orientado al mercado. Una asamblea constitucional, propuesta anteriormente, parece ser una prioridad menor para la administración, aunque el partido Perú Libre continúa respaldando la idea”, indicó.

La agencia también destacó los recientes cambios en el Gabinete Ministerial, al considerar que hubo un alejamiento de posiciones “más radicales” en cuanto al manejo de las políticas macroeconómicas.

Fitch proyecta que la economía se recuperará un 11,9% en 2021, más rápido que el 9,0% esperado anteriormente; luego de una caída del 11,0% en 2020. En cuanto a déficit fiscal, espera que caiga al 4,1% del PIB en 2021, por debajo del 5,9% pronosticado en diciembre, gracias a los precios y la producción del cobre más altos y al fortalecimiento de la actividad económica; y al 3,4% del PBI en 2022, a medida que el gasto pandémico desaparezca.

VIDEO RECOMENDADO

¿Quién es Carlos Gallardo, el ministro de Educación que cuestiona la evaluación a los docentes? - LPD
Carlos Gallardo juró la semana pasada como nuevo ministro de Educación, en reemplazo de Juan Cadillo. Es maestro cesante de educación primaria y ha sido un activo participante en conferencias, plantones y conversatorios convocados por el sindicato afín al presidente Pedro Castillo.

TE PUEDE INTERESAR