Barbra Streisand y Michael Jackson. (Foto: AP)
Barbra Streisand y Michael Jackson. (Foto: AP)
Redacción EC

"Sus necesidades sexuales provenían de la infancia que tuvo o de su ADN". Con esa frase la actriz y cantante trató de justificar los supuestos abusos sexuales de a menores de edad.

► 
► 

Pero eso no fue lo único que dijo al diario "The Times". "Se puede decir que fueron abusados, pero esos niños, como les escuché [decir a ellos mismos], se sentían encantados de estar allí. Ambos se casaron y tienen hijos, así que eso no los mató", sentenció.

Como era de esperar, las críticas en contra de la neoyorquina no tardaron en hacerse presente. En las redes sociales, sobre todos, la tildaron de desatinada.

Dan Reed, director del documental "" –que sacó a la luz dos nuevos casos de abuso sexual del 'Rey del Pop' y sobre el cual declaró– también se pronunció al respecto. A través de su cuenta oficial de , él le pidió explicaciones. "'Eso no los mató'. ¿Realmente dijiste eso?", escribió el cineasta.

Si bien horas más tarde pidió disculpas, no consiguió mellar el daño de sus palabras. "Para que quede claro como el agua: no hay ninguna situación o circunstancia en la que esté correcto que alguien se aproveche de la inocencia de los niños", escribió en su página web.

Más adelante, la actriz tuvo que publicar un mensaje en para explicar y ofrecer disculpas sobre el impasse que protagonizó. "Estoy muy apenada por el dolor o confusión que causé al no elegir con más cuidado mis palabras respecto a y sus víctimas. Estas no reflejan lo que realmente siento. Nunca quise desmerecer el trauma que vivieron los chicos. Sé que, como todos los sobrevivientes de abuso sexual, ellos cargarán con el trauma por el resto de sus vidas. Siento el mayor remordimiento y espero que James y Wade [las víctimas] sepan que los respeto y admiro que hayan decidido hablar con la verdad", se leyó.