Bruno Ortiz Bisso

En casa, quizás el televisor que más utilizo es el más antiguo que tengo: un LCD Samsung de 21 pulgadas, HD (720) del 2010. Tiene una sola entrada HDMI y, por supuesto, no es Smart. En los últimos tiempos, ese dispositivo ha sido el elegido para probar diferentes gadgets que convierten en inteligentes televisores antiguos. Ahora llegó el turno de probarlo con el nuevo .

LEE TAMBIÉN: Antes de comprar un Huawei P50 Pro tienes que leer esto

Entre el 2017 y el 2020 utilicé, principalmente, [hoy ya descontinuado], que tenía la capacidad de conectarse utilizando cables de audio y video análogos [rojo, blanco y amarillo]. También lo usé con un y luego, el año pasado, con un . Desde hace varias semanas lo estoy usando con el nuevo producto de y sí, hay varias novedades.


ESPECIFICACIONES TÉCNICAS


EL UNBOXING


TU CHECKLIST

Vamos directamente al grano. Como otros dispositivos similares, este también es de conectar, encender y empezar a usar. Su configuración es bastante sencilla. Utiliza su propio sistema operativo, que es bastante intuitivo y con una curva de aprendizaje corta.

suele incluir un control remoto con todos sus dispositivos. Quizás para algunos pueda ser contraproducente, pues significa tener otro control más en la casa. Sin embargo, una de sus ventajas es que este control lo puedes configurar para emparejarlo con tu TV y usarlo como universal. Eso sí, mientras más antiguo sea, más complicaciones habrá para usar el control en el encendido y apagado. Con la versión anterior me era imposible, con este nuevo Roku ya puedo apagar la TV sin problemas. Y si, aún así, tener un control remoto físico te parece incómodo, no te preocupes porque igual pues descargar el control virtual hacia su smartphone, emparejarlo con tu dispositivo y controlar todo desde ahí.

Y no solo eso: puedes utilizar la aplicación en tu dispositivo móvil para escuchar, a través de tus auriculares, sin molestar al resto de personas.

Pese a que mi televisor es antiguo y tiene muchas limitaciones técnicas, el hecho de conectar el directamente al puerto HDMI logra mejorar sustancialmente la calidad de la imagen. Parece un dato menor en un televisor antiguo, pero si es el que más usas durante el día, se agradece el upgrade.

Puedes conectar el stick a algún puerto USB del mismo televisor, pero puede que no brinde la cantidad de energía que requiere el gadget. Por eso también incluye un cable bastante largo y un adaptador de pared, para conectarlo a un tomacorriente regular.

Es básico que el equipo esté en una zona donde la señal de Wi Fi sea lo suficientemente buena para no experimentar cortes indeseados. Es compatible con controles de voz y transmite en HD, 4K, HDR y Dolby Vision. Otro dato más: es compatible con Google Assistant, Alexa y con Siri.

En la interfaz puedes ir agregando los diferentes canales que necesites [y que estén disponibles según tu ubicación geográfica]. Al momento en que escribo esta reseña, el cuenta con todos los canales “populares”: Netflix, Prime Video, Disney+, HBO Max, Apple TV. También tiene aplicación de YouTube, acceso a DirecTV Go, Claro Video, Pluto TV, RTVE, Spotify, CrunchyRoll, Spotify, Cinepolis, Mubi, NBA, AcornTV, Vix, Paramount+, América TV Go, entre otros. No tiene Star+, ojo con eso. Interesante que en el control remoto haya botones con accesos directos a Netflix, Spotify, Apple TV y HBO Max.

En cuanto al desempeño, esta versión de se nota mucho más rápida y estable que las anteriores. Sin dudas, brinda una experiencia muy gratificante de uso.

Sin embargo, este dispositivo tiene algunos puntos en contra. El principal, para mí, es que aunque cada aplicación tiene su propia interfaz de uso, con Roku todo termina interactuando con sus propios menús. Entonces, es posible que pueda haber alguna confusión, por ejemplo, al momento de decidir si se va a ver algún contenido doblado o en su idioma original y con subtítulos.

Precio y disponibilidad. El lo puedes encontrar en diferentes tiendas en línea desde los S/ 229 en adelante.

LEE TAMBIÉN: ¿Estás buscando parlantes realmente portátiles? Aquí probamos dos modelos de Realme

¿Vale la pena ir por un Roku Streaming Stick 4K en el 2022?

Si bien existen muchas opciones en el mercado local, y cada una de ellas con sus características propias, la alternativa del es bastante atractiva. No solo por su precio, sino por sus prestaciones -pues ofrece compatibilidad con la resolución 4K y otras tecnologías para mejorar el visionado- y funciones específicas. Se trata de un excelente dispositivo que siempre debe estar entre las opciones a considerar.


TE PUEDE INTERESAR



SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más