Luego de decir que iba a entregar todas las imágenes, el alcalde Muñoz señaló que justo la cámara ubicada en el cruce de las avenidas Nicolás de Piérola y Abancay estaba malograda. Cerca de allí, Inti Sotelo y Bryan Pintado habrían recibido los disparos que acabaron con sus vidas. (Foto: Alessandro Currarino)
Luego de decir que iba a entregar todas las imágenes, el alcalde Muñoz señaló que justo la cámara ubicada en el cruce de las avenidas Nicolás de Piérola y Abancay estaba malograda. Cerca de allí, Inti Sotelo y Bryan Pintado habrían recibido los disparos que acabaron con sus vidas. (Foto: Alessandro Currarino)
Juan Pablo León Almenara

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

La Municipalidad Metropolitana de Lima () separó del cargo al gerente municipal de Seguridad, coronel PNP (r) Augusto Vega, y al subgerente de Operaciones de Seguridad, Carlos Merino, luego de que el alcalde dijera que el personal a cargo de las cámaras de vigilancia no le dijo la verdad sobre su funcionamiento durante las marchas.

MIRA: las inconsistencias sobre la cámara “malograda” en Av. Abancay donde hubo mayor represión policial

El propio Vega confirmó la noticia a El Comercio. Dos días atrás se despertaron dudas sobre el verdadero estado de las cámaras. Según Muñoz, primero se le informó que sí estaban habilitadas y luego que estaban “en mantenimiento”.

Las cámaras de seguridad que no grabaron la marcha están en el cruce de las avenidas Abancay y Nicolás de Piérola. En esa intersección hubo denuncias por abusos de autoridad. Cerca de allí es donde Inti Sotelo y Bryan Pintado habrían recibido los disparos que terminaron con sus vidas.

El 24 de noviembre, el regidor Carlo Ángeles pidió un informe sobre las cámaras que hasta ahora no ha sido respondido. Anteriormente, el 13 de noviembre, tras la primera marcha donde hubo denuncias por excesos policiales, también se postergó un pedido de debate para detectar responsabilidades.

MIRA: radiografía del cruce de Abancay con Piérola: las cámaras que debieron grabar la marcha

El informe solicitado permitiría esclarecer algunas interrogantes: ¿por qué tras la primera marcha del 12 de noviembre, cuando se registraron las primeras denuncias por violencia policial, el municipio no se aseguró del funcionamiento de los equipos, y cuál es el desperfecto de estos? En una búsqueda realizada en el portal de Transparencia, no aparecen gastos por concepto de mantenimiento de estos dispositivos.

“Lo que nos interesa es saber los hechos previos y los que ocurrieron durante las marchas, entre el 9 y el 15 de noviembre, respecto al mantenimiento de estas cámaras para esclarecer la intención que hubo o no de querer repararlas. Queremos saber si la cadena de mando estuvo enterada de la inoperatividad desde la primera manifestación, por si hubiera un informe que señalara que se tienen que reparar”, dijo el regidor Ángeles a El Comercio.

“No es tan fácil como decir que las cámaras estaban en mantenimiento. Debe haber correos e informes que expliquen por qué”, dijo a este Diario Víctor Aguilar, otro integrante del concejo.

MIRA: Municipalidad de Lima no entregó imágenes de la marcha que grabó cámara en Av. Abancay por “desperfectos técnicos”

Vega señaló que, de las tres cámaras de esa intersección, solo una le pertenece al municipio, la cual “estaba malograda desde hace tiempo”. El funcionario recientemente despedido no quiso explicar las declaraciones del alcalde, quien sostuvo que el personal encargado de las cámaras “no le dijo la verdad” sobre su verdadero funcionamiento. 

SILENCIO MUNICIPAL

Este Diario solicitó en cuatro oportunidades los descargos a la Municipalidad de Lima para conocer el estado de las cámaras. Ayer, un vocero de esta institución dijo que no habrá declaraciones.

Hoy, el concejo de la MML votará a favor o en contra de formar una comisión investigadora para determinar responsabilidades sobre los disturbios registrados en la capital.

TE PUEDE INTERESAR