Montaña de Siete Colores o Vinicunca. A 131 km al sur este de Cusco,  en la provincia de Quispicanchi, se encuentra esta montaña que debe su atractivo a una coloración natural, a consecuencia de la presencia de rocas sedimentarias en erosión. La página Business Insider la incluyó en su ránking de los 100 viajes que debes hacer al menos una vez en la vida. (Foto: Shutterstock)
Montaña de Siete Colores o Vinicunca. A 131 km al sur este de Cusco, en la provincia de Quispicanchi, se encuentra esta montaña que debe su atractivo a una coloración natural, a consecuencia de la presencia de rocas sedimentarias en erosión. La página Business Insider la incluyó en su ránking de los 100 viajes que debes hacer al menos una vez en la vida. (Foto: Shutterstock)
Miguel Neyra

El gobernador de Cusco, Edwin Licona, aseguró que la empresa Minquest Perú está dispuesta a devolver los terrenos obtenidos para realizar exploraciones mineras que coinciden con la ubicación del Winikunka o montaña de los Siete Colores.

"[La concesionaria] nos ha contestado con un documento donde citan que, por respeto al área que tiene un significado cultural para la zona, están dispuestos a devolver esta reserva geográfica. Ahora estamos pidiendo al Ministerio de Energía y Minas que haga esta sectorización del área de conservación para que sea liberada y devuelta a la población", aseguró Licona.

La asociación civil Cooperacción reveló este martes que el famoso atractivo turístico, ubicado en los límites de las provincias de Canchis y Quispicanchis, en Cusco, forma parte del terreno concesionado a la empresa minera Minquest Perú, propiedad de la empresa canadiense Camino Minerals.

Dicha concesión se concretó el pasado 16 de marzo mediante una resolusión del Instituto Geológico, Minero y Metalúrgico (Ingemmet).

La concesión, según informa Cooperacción, coincide con la zona propuesta para la creación del área de conservación regional Ausangate. Esta es una iniciativa del gobierno regional de Cusco.

Cabe mencionar que la montaña de los Siete Colores, también conocida como Winikunka, se encuentra en el camino al nevado Ausangate, una montaña considerada sagrada en Cusco. En los últimos años se ha convertido en uno de los destinos turísticos más concurridos en la región, además de los parques arqueológicos.

Síguenos en Twitter como

TAGS RELACIONADOS